• Fue velado en un autolavado de la privada de la 93 Oriente y la 14 Sur.

Odilón Larios Nava. – Este miércoles será sepultado Marco Antonio, de 12 años, quien fue ejecutado de un balazo en la cabeza y cuyo cadáver fue localizado el pasado domingo en inmediaciones del Periférico Ecológico y la 14 Sur. Sus restos fueron velados la tarde de este martes en un autolavado de la 14 Sur y la privada de la 93 Oriente en Granjas de San Isidro.
Según fuentes cercanas a la familia será sepultado este miércoles alrededor de las 14:00 horas, en un panteón cercano a aquella demarcación.
Familiares y amigos se dieron cita este martes por la noche y madrugada de este miércoles para dar el último adiós a este niño que le arrebataron la vida con un disparo en la cabeza.
Cabe señalar que el pequeño fue encontrado muerto el pasado domingo por la mañana en inmediaciones del Periférico y la 14 Sur. Lo hallaron envuelto con una cobija y la cabeza cubierta con una bolsa de plástico color negro.
Las investigaciones en torno a este infanticidio continúan a cargo de la Fiscalía General del Estado, hasta el momento se desconocen cuáles son las líneas de investigación que tienen los agentes sobre este caso que ha conmovido a la sociedad poblana.
Los familiares de Marco Antonio exigen a aquellos que ha especulado señalando que el pequeño se dedicaba a delinquir que se retracten, pues aseguran el niño no era un criminal.