• Los velan en una capilla cercana a su domicilio, al llegar los cuerpos este jueves fueron recibidos con mariachi.
• La mujer y su hijo serán sepultados la mañana de este viernes; los vecinos son los que se han cooperado para cubrir los gastos funerarios.

Odilón Larios Nava. – De forma solidaria y un cariño fraternal vecinos de la calle Tejocote en el Infonavit Amalucan se cooperaron para cubrir los gastos de velación de la mujer y su hijo, quienes fueron asesinados por un exmilitar el martes por la noche. A la llegada de los féretros con los cuerpos, la mañana de este jueves, los recibieron con música de mariachi.
La velación de los cuerpos se llevó a cabo en una capilla ubicada en la misma calle, a unos metros de la casa de los ahora fallecidos. Los vecinos, amigos y compañeros de trabajo, fueron los que organizaron y corrieron con los gastos funerarios.
Familiares lejanos, compañeros y amigos, se dieron cita en el sitio para acompañar y rezar por el eterno descanso de Dolores Ávila Rodríguez y José Antonio Sánchez Ávila, de 65 y 35 años respectivamente.
Las personas pese a no ser familiares directos sintieron mucho la pérdida de estas personas. Todos llegaron con flores o sirios a manera de ofrenda para los occisos y así darles el último adiós. Dolores y Toño eran muy queridos por sus vecinos, los reconocen como gente trabajadora y honesta. También acudieron a despedirlos los compañeros de trabajo ambos, quienes por supuesto también se sumaron a la cooperación para cubrir los gastos funerarios.
Hay que recordar que Lolita y Toño no contaban más que con un familiar cercano, hermano de la mujer con el cual tenían añejos problemas, por lo que él se negó a darles sepultura. Los vecinos los convencieron para que por lo menos, como familiar directo, realizara el reclamo de los cuerpos, aclarándole que posteriormente ellos se encargarían de darles sepultura.
Este viernes se tiene previsto que previo al sepelio se realice una misa de cuerpo presente en la iglesia de Jesús Obrero alrededor de las ocho de la mañana, después regresar a la capilla donde los están velando por después, cerca de las diez de la mañana trasladarlos al panteón municipal para darles sepultura.
Los vecinos exigen a las autoridades aplicar todo el peso de la ley en contra del homicida que está plenamente identificado, un exmilitar que era vecino de los occisos, el cual se jactaba de tener “palancas” pues decía haber sido escolta de un político que actualmente compite por la alcaldía de Puebla.
Es oportuno recordar que el exmilitar mató a la mujer y su hijo porque éstos opusieron a que construyera encima de su vivienda, ya que se trata de una casa dúplex, donde los ahora occiso ocupaban la parte baja y frontal y el homicida la parte trasera y superior.