• Se presume que los responsables del percance iban alcoholizados y habían sido despedidos de su trabajo.

Odilón Larios Nava.- Tres hombres perdieron la vida en un choque frontal registrado la mañana de este lunes en el kilómetro 32+500 de la autopista Amozoc-Perote, a la altura de la comunidad de Ixtenco, en el estado de Tlaxcala. Se presume que la colisión fue causada por el exceso de velocidad combinado con el consumo de alcohol.
Los protagonistas de este mortal percance fueron un Dodge Changer, dolor blanco, con metálicas 272-ZSS del Distrito Federal, el cual era conducido por un guardia de seguridad privada, quien resguardaba una primera unida que se salvó de colisionar. La segunda unidad involucrada es una camioneta de la marca Fiat, Estrada, color blanco, con placas MFA-10-99 del Estado de México.
Versiones extraoficiales, mencionaron que los ocupantes de la camioneta iban borrachos, esto se presupone porque en el vehículo se encontraron envases de bebidas embriagantes, además se dijo que estos dos hombres acababan de ser despedidos de sus trabajos.
La Fiat, conducida por José Manuel Delgado Cobos, de aproximadamente 26 años de edad, circulaba con dirección a Puebla, intentó rebasar y es así como se impactó de frente contra al Changer, ambas unidades salieron proyectadas al acotamiento. El copiloto de la camioneta quedó en calidad de desconocido.
Mientras que el chofer del Changer, fue identificado como Serafín Huerta Romero, de 42 años de edad, quien se encontraba trabajando como guardia de seguridad, iba resguardando una unidad que logró librarse del violento choque.
Los tres ocupantes de las unidades murieron de forma casi instantánea, quedaron prensados y fue necesario que los servicios de emergencias de Tlaxcala y Puebla acudieran para prestar la ayuda necesaria. Del levantamiento de los cadáveres se encargaron las autoridades tlaxcaltecas.