Marco Fierro

 

A pesar de los accidentes por el transporte público que han ocasionado muertes en el centro histórico, el ayuntamiento de Puebla no retirará las unidades del primer cuadro de la ciudad.

En entrevista, la edil capitalina señaló que es el gobierno del Estado quien debe tomar la última decisión, pues al final es su atribución regular los derroteros de cada ruta que circula por la capital poblana.

Sin embargo, resaltó que para atacar este problema, su gobierno municipal está apostando por la implementación del programa “Zona 30” para disminuir los riesgos por el paso del transporte público y vehículos particulares.

“Para atacar este problema de inseguridad vial, mi administración está apostando por la implementación del programa “Zona 30” para bajar el riesgo a los peatones por el paso del transporte público”, dijo.

Además, refirió que se busca una estrategia integral que incluya, reductores de velocidad, considerar foto multas, banderolas de 1×1, entre otras medidas que ya están siendo analizadas por la Secretaría de Movilidad.

Por lo anterior, Rivera Vivanco manifestó que siguen valorando con grupos de la sociedad civil la implementación de la “Zona 30” en el centro histórico, lo cual incluiría la aplicación de la foto multa, que aunque algunos sectores de la sociedad están en contra, se continúa tomando en cuenta, siempre y cuando haya un consenso de todos los implicados.

Finalmente, detalló que una vez que se concluya el proyecto y sea consensado el proyecto, se lanzará una campaña de concientización para que los ciudadanos vayan conociendo la medida.