Dulce Gómez

El Ayuntamiento de Puebla actualmente trabaja en el proceso de integración del proyecto que busca una ciudad sin hambre, informó la titular de la Secretaría de Desarrollo Social en el municipio, Laura Verónica Escobar Juárez.
Ayer, tras reunirse con regidores, la secretaria compartió que será en los próximos días cuando la Comuna anuncie la metodología de este plan que en 2016 fue anunciado.
La funcionaria municipal apuntó que para poner en marcha este programa es necesaria la participación de universidades, empresarios, organismos e iglesia, incluso de la Central de Abasto.
“Es una estrategia interesante, hay un banco de alimentos, con organismos, universidades y la pastoral social de la Arquidiócesis de Puebla, la estrategia es buscar una ciudad si hambre”, enfatizó.
Por lo anterior, Escobar Juárez explicó que la idea es que la Central de Abasto entregue los alimentos que están en buen estado en lugar de desecharlos.
“Hace falta vinculación y la idea es hacer un ejercicio de distribución del alimento, y por supuesto que estaremos formando parte del mismo”, enfatizó.
También, subrayó que importante mantener el programa alimentario Cruzada Nacional contra el Hambre. En este contexto recordó que inicio de la administración municipal existían alrededor de 513 mil poblanos con carencias alimentarios y la cifra actual es de menos de 300 mil.