• Lo dejaron a un costado de la autopista; presentaba impactos de bala en el pecho, el rostro descarnado y le quitaron los ojos.

Odilón Larios Nava.- Terrible fin tuvo un hombre de 24 años de edad, el cual fue privado de la vida con extrema violencia. El cuerpo que fue encontrado a la altura del kilómetro 131+400 de la autopista Puebla-Veracruz, con dirección a Orizaba, presentaba impactos de bala en el pecho, parte del rostro descarnado y no tenía ojos. Este macabro hecho ocurrió en terrenos de la colonia Miguel Hidalgo, a unos cien metros después de pasar el puente de La Resurrección, muy cerca de donde el hoy occiso tenía su domicilio.
Según comentarios de los curiosos que se dieron cita en el lugar, el hallazgo del cadáver lo realizó un drogadicto, quien con “chemo” en mano pretendía cruzar la autopista para ir a comprar pulque, pero en el camino se encontró con el cadáver. Olvidándose del pulque, regresó los pasos que había dado y avisó a otras personas, éstas últimas fueron las que llamaron al 911.
Minutos después de que hicieron la llamada de auxilio acudieron al lugar técnicos en urgencias médicas de Caminos y Puentes Federales (Capufe), Policía Federal, Policía Estatal y la Ministerial, se dieron cita para atender la emergencia. Los paramédicos confirmaron que el hombre no tenía signos de vida.
Los policías preventivos se encargaron de asegurar el área para resguardar los indicios encontrados en el lugar. Mientras que la Policía Ministerial de la Décima Comandancia se encargó de efectuar el levantamiento del cadáver de este hombre que inicialmente estaba como desconocido, pero que posteriormente fue plenamente identificado por su esposa.
Un hombre de edad avanzada llegó hasta el lugar, una corazonada le dijo que podría tratarse de su familiar que no había llegado a su casa. Poco después llegó la mujer, quien también es familiar del ancianito.
Ambos pidieron a las autoridades ministeriales ver el cuerpo para descartar que no fuera su familiar. Dieron algunas características de su ser querido y los agentes notaron que coincidían con las del cadáver, por ello les permitieron ver algunas fotografías y así la mujer confirmó que se trataba de Alán B. M., de 24 años de edad.
El ahora occiso vivía muy cerca de donde fue encontrado muerto, en la colonia Miguel Hidalgo. Algunas personas ahí presentes señalaron que el hombre iba o regresaba de trabajar, pero que desconocen que le pudo haber pasado.
El cuerpo estaba sin camisa, portaba un pantalón gris, cinturón negro. Según fuentes extraoficiales tenía las cuencas oculares vacías, parte del rostro lo tenía descarnado y tenía cuatro orificios en el pecho, presumiblemente se trataba de lesiones hechas con arma de fuego.
Junto al cuerpo se encontró una mochila tipo escolar, se desconoce su contenido. La esposa reconoció que dicha mochila era de Alán, salía con ella a trabajar.
Se desconoce el móvil del asesinato. Este es el segundo hombre ejecutado hallado esta semana en el mismo tramo carretero, el anterior fue hallado el martes en el camellón central de la autopista a la altura del estadio Cuauhtémoc, aquel hombre tenía un mensaje escrito en el pecho en donde se leía: “Linchadores y Policías”. Cabe señalar que el miércoles poco antes de la medianoche fue ejecutado un hombre, con seis impactos de bala en la cabeza, a un costado de la autopista a la altura de Xoxtla.