Ante la constante actividad del volcán Popocatépetl, la iglesia católica podría abrir albergues en los templos que se ubican en los municipios de Izúcar de Matamoros, Atlixco y Cholula, en caso de ser necesario, informó el arzobispo de Puebla, Víctor Sánchez Espinosa.
El jerarca de la grey católica afirmó que ya se han comunicado con los sacerdotes que se ubican en las comunidades antes mencionadas para que estén pendientes de las necesidades de la población.
A su vez Sánchez Espinosa hizo un llamado para que las personas quienes viven en las comunidades cercanas al coloso para que se encuentren sobre la información emitida por las autoridades correspondientes y tomen en cuenta las disposiciones de las mismas.
El jerarca de la grey católica aseguró que también ya ha hablado con los presbíteros de las comunidades como San Nicolás de los Ranchos, San Pedro Benito Juárez y Tochimilco, San Jerónimo Coyula, las cuales se ubican en las faldas del coloso, para que tomen las medidas necesarias en caso de alguna contingencia mayor.
Fue la madrugada de este domingo cuando el semáforo de alarma volcánica pasó de amarillo fase dos a amarillo fase tres, lo cual implica una mayor actividad de Don Goyo. A la mitad de la semana pasada cuando los poblanos pudieron observar la caída de ceniza la cual llegó a municipios como Tehuacán.
LAS REDES SOCIALES
En otro orden de ideas, en el marco de la XLVII Jornada Mundial de la Comunicaciones Sociales, Sánchez Espinoza realizó un exhorto para que los nuevos medios de comunicación como las redes sociales sean utilizadas de manera correcta.
Sánchez Espinosa consideró que las redes sociales se han convertido en una plaza pública abierta en donde se puede fortalecer el diálogo con los fieles católicos que hacen unos de estas nuevas herramientas.
Las redes sociales deben afrontar el desafío de ser verdaderamente inclusivas, de este modo se beneficiarán de la plena participación de los creyentes que desean compartir los valores de la dignidad humana, manifestó Sánchez Espinosa.