* Convivió con familiares de niños internados en el Hospital Infantil de México Federico Gómez.

“La solidaridad y la unidad nos caracterizan a los mexicanos, por ello hay que sentirnos muy orgullosos de nosotros, de ser mexicanos y de nuestro país. Cuando nuestra gente nos necesita, sacamos el espíritu y nos entregamos por ellos. Sigamos juntos”, afirmó ayer la presidenta del Consejo Ciudadano Consultivo del DIF Nacional, Angélica Rivera de Peña.

Lo anterior durante su visita a la Casa del Hospital Infantil de México Federico Gómez, donde se albergan los padres y familiares de los pacientes, la esposa del presidente destacó los alcances que tiene la unión de la sociedad e hizo un exhorto a creer en las instituciones. Subrayó que la casa para familiares de niños internados es un ejemplo de ello.

En su recorrido por la ludoteca y el área de quimioterapia, Angélica Rivera de Peña, hizo énfasis en el apoyo que el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, les ha brindado y reiteró que la salud y la educación es una prioridad en su administración y hay hechos concretos. El DIF ha trabajado de manera conjunta con el gobierno federal, lo que se ha reflejado en los programas que están establecidos para que los mexicanos reciban los beneficios a los que tienen derecho. Mi esposo, añadió, se preocupa y trabaja mucho por la niñez.

“Este es un ejemplo de lo que logramos cuando todos nos unimos y trabajamos juntos. Me di cuenta que era necesario un albergue para ustedes, porque se pasaban los días en la banqueta, sin poder dormir ni comer, muchas veces con lluvia, con muchísimo frío y tenían que esperar afuera en la calle porque ningún papá se quiere separar de sus hijos cuando están hospitalizados. Los niños estaban muy preocupados por ustedes y me lo dijeron”.

“Inmediatamente nos pusimos a trabajar para ayudarlos, buscamos este sitio para alojar a familiares, y poco a poco se fueron sumando más personas generosas para darles este espacio digno y cómodo. Cada uno entregó su mejor esfuerzo y lo que estaba en sus manos para ayudar. Y se logró”, comentó.

Acompañada del Secretario de Salud, José Narro Robles, y del director de este Hospital, José Alberto García Aranda, la presidenta del CCC del DIF Nacional convivió con los usuarios de este lugar el cual, dijo, brinda seguridad, cercanía y atención digna a los familiares de los niños internados en esta institución.

Rivera de Peña destacó la utilidad de los servicios que otorga esta Casa los 365 días del año. Recordó que inauguró este sitio en septiembre de 2014 para dar refugio, comida y descanso, mientras los niños permanecen hospitalizados.

Entre los servicios que se otorgan están: merienda, dormitorios, suministros para su aseo personal y área para el lavado de ropa, así como regaderas con agua caliente.

Más del 70% de los usuarios provienen del interior de la República, especialmente del Estado de México, Guerrero, Hidalgo, Michoacán, Puebla y Veracruz.

Posteriormente, recorrió las instalaciones del Hospital y visitó a los niños internados.

“Vengo a visitar nuestros niños, a abrazarlos y a darles ánimo, aunque luego son ellos quienes nos dan el ejemplo y nos dan más ánimo y amor del que reciben. Cada vez que los visito me llenan con su cariño y me contagian de la fuerza y la alegría que tienen para salir adelante.