En lo que va del año, la Sindicatura Municipal ha realizado 190 procedimientos de Mediación y Conciliación Condominal, 60 verificaciones e inspecciones, así como 50 acercamientos con vecinos que viven bajo el régimen de condominio.
La Directora de Mediación, Conciliación y Arbitraje Condominal del Ayuntamiento de Puebla, Mariana Chávez Mejía, dio a conocer que en el 2015, la dependencia ha brindado mil 500 asesorías a personas que tiene algún tipo de conflicto o controversia en unidades habitacionales, condominios y fraccionamientos.
La funcionaria municipal dio a conocer que 7 de cada 10 personas viven bajo el régimen de condominio, por lo que es necesario regular las acciones que están prohibidas para vivir en sana convivencia.
Señaló que cuando una persona infringe el reglamento interior o del municipio, la dirección es la encargada de verificar e inspeccionar, e incluso sancionar y proceder legalmente en contra del vecino que está violando los lineamientos.
La sindicatura otorgar a las personas en conflicto 10 días para solucionar el conflicto mediante la mediación y conciliación; sin embargo, en caso de no haber un acuerdo en ese periodo, comienza el procedimiento de verificación e inspección, el cual puede durar hasta 3 meses.
“La Dirección realiza en una primera etapa la mediación y conciliación con personas involucrada en la controversia, o en el grupo de administración que rigen el condominio, para que puedan llegar acuerdos favorables, pero si no se da continuamos con el procedimiento de verificación e inspección, a fin de proceder legalmente”, dijo.
De acuerdo con Chávez Mejía los conflictos más recurrentes son: Invasión de áreas comunes, humedad, exceso de ruido, instalación de rejas y bardas que obstaculice el paso, pintar o decorar la fachada o las paredes exteriores que rompan con el diseño del conjunto, entre otros. Las sanciones van 10 a 150 días de salario mínimo; es decir, casi 9 mil pesos, aproximadamente.
Derechos de los condóminos:
Contar con el respeto de los demás condóminos sobre su unidad de propiedad exclusiva.
Usar y disfrutar en igualdad de circunstancias y en forma ordenada, las áreas de uso común.
Formar parte de la administración y de la mesa directiva.
Solicitar a la administración y a la mesa directiva, información respecto al estado que guardan los fondos de mantenimiento y administración y de reserva.
Está prohibido:
Destinar áreas comunes a usos ilícitos o distintos al fin estipulado en la escritura constitutiva y, en caso de duda, aquellos que deban presumir en atención a la naturaleza del edifico y su situación.
Efectuar acto alguno que afecte la tranquilidad de los demás condóminos o que comprometan la estabilidad, seguridad, salubridad o comodidad del condominio, o incurrir en omisiones que produzcan efectos.
Abrir luces o ventanas.
Hacer excavaciones, elevar nuevos pisos o realizar otras construcciones, salvo acuerdo previo.
Construir o delimitar las áreas de estacionamientos o de uso común con edificaciones o con algún otro tipo de material.