Por Jesús Lemus/Puebla

Eduardo Rivera Pérez sentenció que sin importar las “acusaciones falsas”, siempre habrá condiciones de brincar cualquier obstáculo para demostrar que puede lograrse una mejor Puebla.
Así lo declaró después de acudir junto con la pre-candidata del PAN al gobierno de Puebla, Martha Erika Alonso Hidalgo, al Comité Directivo Estatal (CDE) del partido, a entregar su registro como aspirante a la presidencia municipal de Puebla.
En este sentido, señaló que no será un simple espectador de lo que pasa en Puebla, por el contrario, será un protagonista -insistió-, para seguir transformando la ciudad, como lo hizo la primera vez de cuando fue alcalde.
Opinó que su registro como pre-candidato a la presidencia municipal de Puebla, es una victoria para todos sus simpatizantes, en referencia a la embestida política que vivió hace meses por las supuestas anomalías en su cuenta pública 2013 de la primera vez que fue edil de Puebla y que según lo tienen inhabilitado por 12 años para ocupar un nuevo cargo público.
Mencionó que en su proyecto de trabajo, las puertas están abiertas para los panistas que faltan por sumarse, para los que no tienen partido y para quienes se encuentran apáticos de participar durante este proceso electoral.
“Hay obstáculos en el camino, pero este proyecto es más grande y venceremos cualquier obstáculo que se presente, no importará el tamaño de la piedra, no importará la tormenta y no importa las acusaciones falsas, siempre saldremos adelante”.
Por su parte, la pre-candidata del PAN a la gubernatura de Puebla, Martha Erika Alonso Hidalgo, señaló que el instituto político llega unido y fortalecido para enfrentar el proceso comicial que está en marcha.
Señaló que en caso de consolidarse como candidatos al gobierno y alcaldía de Puebla, tendrán las condiciones de demostrar que tienen un buen proyecto político para ganar el 1 de julio las elecciones.