• Fueron detenidos por brindar protección a huachicoleros en San Miguel Espejo.

La Fiscalía General del Estado (FGE) continúa con las investigaciones en contra de los dos elementos de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal (SSPTM) que fueron detenidos el pasado viernes en el Camino a San Miguel Espejo, en inmediaciones del Parque Industrial Chachapa.
Según ha trascendido la FGE procederá en su contra por algunos delitos menores del fuero común y solicitará la prisión preventiva como medida cautelar. Inmediatamente después turnará el caso a la Procuraduría General de la República (PGR), pues se les vincula con brindar protección a bandas dedicadas al robo de hidrocarburo.
Cabe señalar que el pasado sábado, horas después de la detención de los dos uniformados, la Policía Ministerial acudió a la realizar diligencias al Sector 1 de la Policía Municipal, sin que se haya dado a conocer los resultados de tales diligencias.

LA DETENCIÓN

La noche del pasado viernes la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), a través del operativo Escudo Zaragoza capturó a dos policías del municipio de Puebla, que presuntamente escoltaban a dos camionetas cargadas con hidrocarburo extraído de manera ilegal.
Durante un patrullaje de seguridad y vigilancia en la zona industrial de Chachapa, policías estatales lograron asegurar a dos policías municipales a bordo de una patrulla que escoltaba a dos camionetas, una pick up y otra de redilas, mismas que transportaban cuatro contenedores, abastecidos con 8 mil litros de hidrocarburo.
Las acciones comenzaron cuando se observó a las camionetas sospechosamente acompañadas de la patrulla y abrieron fuego contra los estatales, mientras los municipales les cerraban el paso.
En el enfrentamiento, la patrulla del municipio fue rodeada y las camionetas fueron abandonadas por sus conductores. En el lugar se capturó a los dos elementos municipales quienes fueron puestos a disposición de la Fiscalía.
Más adelante, la Policía Estatal Preventiva localizó una toma clandestina donde se encontraron tres vehículos más, uno de ellos cargado con aproximadamente 7 mil litros de combustible robado más. Y los otros dos con bidones vacíos.
De esta manera, Puebla sigue realizando acciones firmes de combate al delito de todo tipo, a fin de salvaguardar la seguridad de los poblanos.