El presidente dijo que, aunque son jornadas intensas, seguirá realizando recorridos en el país a fin de conocer de cerca la realidad de las comunidades y mantener el contacto con la gente.

 

“Lo más importante es no desprenderse de la gente, estar en comunicación permanente, recoger sus sentimientos. El que no escucha, el que no tiene comunicación con el pueblo, no es político”, remarcó.

 

Aclaró que los Servidores de la Nación no están relacionados con ningún partido político y reiteró que quienes hagan proselitismo perderán su trabajo y serán sancionados.

 

“No se puede actuar en favor de ningún partido político”, subrayó.

 

El presidente aseveró que pronto entregará cuentas y mejores resultados en materia de seguridad pública.

 

“Es nuestra asignatura pendiente. Estamos cuidando que no se violen derechos humanos. No se tolera ni se permite la tortura, se garantizan las libertades”, enfatizó.

 

Precisó que apuesta a limpiar las policías, que en los municipios tengan elementos suficientes y que la Guardia Nacional refuerce la protección a los ciudadanos.

 

Reiteró que ha planteado a los gobernadores utilizar recursos de un fondo destinado a la seguridad pública en los estados, el cual “queremos recomendarles que lo utilicen para la contratación de más elementos capacitados con garantía de sueldos y prestaciones justas”.

 

Relación de respeto y colaboración con Estados Unidos

 

El jefe del Ejecutivo adelantó que en breve sostendrá una reunión con el nuevo embajador de Estados Unidos en México, Christopher Landau, a quien refrendará los lazos de cooperación, amistad, respeto y libre comercio.

 

Además, planteará evitar la confrontación y que no se fomente la xenofobia, “que no se azuce para despertar maltrato y odio a los mexicanos”.

 

Explicó que ha cambiado el protocolo de recepción de cartas credenciales de embajadores.

 

“Antes era la entrega de las cartas credenciales, un saludo, la fotografía y ya. Ahora no es así, ahora me entregan las cartas credenciales y nos reunimos; por eso, también lo de la banda presidencial porque tenemos la bandera aquí (…) es de todos los mexicanos, no sólo del presidente”, abundó.

 

El mandatario informó que en la conmemoración de la Independencia de México el próximo 15 de septiembre, portará la banda presidencial al tiempo que se celebrará esta fecha histórica con un festival que reúna las culturas de todas las regiones del país.