• La mujer había sufrido un asalto el pasado sábado, por lo que le dieron el arma para defensa propia, sin imaginarse que la emplearía en ella.

Odilón Larios Nava.- En medio de un charco hemático, bajo el escritorio en su lugar de trabajo, fue encontrada sin vida una policía municipal, encargada de radiocomunicaciones en Aljojuca.
Fueron sus compañeros quienes después de salir a patrullar y regresar por la madrugada de este lunes, encontraron sin vida a Aneth Citlali Velasco Carrasco, de 23 años de edad.
El pasado sábado había sido sorprendida por dos delincuentes quienes robaron 82 mil pesos de la tesorería de Aljojuca durante la mañana. Al tiempo la amarraron y golpearon y huyeron. A raíz de ese robo le dieron un arma de cargo, una pistola calibre 38.
Cuando sus compañeros la encontraron muerta, refirieron que tenía su arma de cargo, una pistola calibre 38 milímetros en una de las manos. Con esa pistola, que recién le habían proporcionado para defenderse de los maleantes, se quitó la vida, por razones hasta el momento desconocidas.
Los primeros peritajes señalaron que el disparo lo recibió pegado a la piel, todos estos indicios confirmaron que se trató de un autohomicidio, sin embargo no hay registro que indique que haya dejado algún recado póstumo.
Las diligencias del levantamiento del cadáver corrieron a cargo del Agente del Ministerio Público alrededor de las dos de la mañana de este lunes.
Cabe señalar que además del robo perpetrado el pasado sábado, el presidente de Aljojuca, Rolando Martínez Serrano, también reportó haber recibido llamadas de extorsión de integrantes de un presunto grupo de la delincuencia organizada, quienes le solicitan el pago de una renta a cambio de no causar desmanes en el municipio.