El Gobierno de México concentrará sus esfuerzos en proteger a los ciudadanos contra delitos que padecen en la vida cotidiana, por lo que se terminan operativos espectaculares que no erradicaron la inseguridad y la violencia en el país.

 

Al encabezar el Encuentro Nacional para la Construcción de Paz y Seguridad, el presidente Andrés Manuel López Obrador recordó que gran parte de la estrategia para lograr la paz recae en mejorar las condiciones de vida de los habitantes, por lo que se asignó suficiente presupuesto en este rubro:

 

“Lo principal es impulsar el desarrollo del país. Que las mexicanas, los mexicanos, tengan oportunidades de trabajo, buenos salarios; que no haya la monstruosa desigualdad económica y social que desgraciadamente existe. Eso va a crear un ambiente nuevo, distinto, que nos va a permitir garantizar la paz y la tranquilidad en el país”.

 

Ante funcionarios del gabinete de seguridad, comandantes de regiones y zonas navales y militares; titulares de delegaciones, secretarías técnicas, jefaturas de estación, comisarías estatales, mandos operativos y coordinaciones regionales, el jefe del Ejecutivo federal explicó el motivo del encuentro:

 

“Yo pedí esta reunión, pedí a los secretarios que les convocaran para hablar sobre el tema. Es como un taller, un seminario de formación, ponernos todos de acuerdo. Conocer -todos- el programa para poder trabajar de manera conjunta; que todos sepamos de lo que se trata, porque estoy seguro, como empezamos el gobierno hace poco, que no había mucha claridad sobre lo que nos corresponde. Ahora, creo yo que vamos a tener más elementos.”

 

No apostaremos a lo espectacular, sino a erradicar robos, secuestros, extorsiones

 

El mandatario afirmó que uno de los principales lineamientos del Plan Nacional de Seguridad se refiere a la coordinación que se logrará entre las corporaciones responsables a través del mando único de la Guardia Nacional, nueva figura propuesta a la Cámara de Diputados.

 

El estado de crisis profunda que se vive en México fue explicado así por el presidente:

 

“Se desatendió todo lo relacionado con la seguridad pública. Se dio prioridad a los operativos, se utilizó al Ejército y a la Marina para operativos especiales para enfrentar al crimen organizado. No se puso énfasis en la seguridad pública, en proteger a los ciudadanos, evitar homicidios, robos, secuestros y todo lo que afecta tanto a la población. Se apostó a lo espectacular, a dar golpes espectaculares, propagandísticos, mientras la gente carecía de protección.”

 

Por lo anterior, “nosotros vamos a poner toda la atención en la seguridad pública, porque es fundamental proteger a los ciudadanos”.