Por Patricia Moreno Sánchez

Para frenar los asaltos con violencia en el trasporte público, es necesario incrementar las sanciones a los responsables, consideró Leobardo Soto secretario general de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) en Puebla. Dijo que es lamentable que se continúe con esta inseguridad que se está ampliando a más sectores.
Indicó que desde el legislativo se debe trabajar para tipificar que este delito de asalto a trasporte sea sanciones como un delito grave y en base a ello se disminuya este delito que es cada vez más violento.
Indicó que uno de las recomendaciones es el uso de la tecnología como la implementación de los Botones de Pánico o de Alertamiento temprano para inhibir este delito que lamentablemente ha generado la pérdida de vidas humanas.

Lo anterior tras registrarse otro asalto violento en el transporte público en esta ocasión, en la Ruta 14 ,al transitar por la 15 Norte y la Diagonal Defensores de la Republica, que arrojo dos pasajeros lesionadas con arma de fuego.
Soto Martínez refirió que estos hechos violentos no se deben permitir, agregó que solo el trabajo en equipo, incluyendo a los trasportistas se podrá combatir esta inseguridad.
Agregó que no es la solución el realizar una investigación sobre los choferes y concesionarios, lo importante dijo es sancionar de forma adecuada a los delincuentes.
“No es posible que una persona que roba y asesina en un asalto en el trasporte público, al otro día esta fuera, no se puede permitir. Debemos legislar para que las sanciones y penas sean más severas para los delincuentes, no para los choferes” aseveró el representante de la CTM.
Agregó que el Sistema Penal Acusatorio está hecho para los ricos, por lo que dijo se debe de revisar estas lagunas que contiene esta reforma y que permiten la evasión de la justicia.