• Un conductor borracho chocó contra una combi y la lanzó a un barranco, los ocupantes del vehículo de transporte público sólo resultaron con leves golpes.

Odilón Larios Nava.- Una combi cayó diez metros dentro de una barranca en Amalucan, la que está ubicada al lado del mercado. Los tres ocupantes, el conductor, su hija, y su madre, salvaron de la vida de milagro, sólo resultaron con algunos golpes menores.
El percance vehicular ocurrió poco antes de las ocho de la noche, en el retorno que se encuentra en la avenida Manuel Rivera Anaya y J. Luis Morones, en la unidad habitaciones Rivera Anaya. Allí el conductor de la unidad 4 de la ruta 1, iba a dar vuelta con sentido a San Antonio Abad.
En ese momento el conductor de un Cavalier color rojo, con placas de circulación TYE-59-68 del estado de Puebla, quien conducía presuntamente alcoholizado y a exceso de velocidad impactó por detrás a la combi y la proyecto contra la malla ciclónica que protege a los peatones de caer a la barranca ubicada a un lado del mercado de Amalucan.
La fuerza con la que salió proyectada la unidad de transporte público hizo que la malla cediera la combi cayera a la barranca, afortunadamente la combi sólo cayó diez metros y no siguió hasta el fondo.
Andrés García Hernández, conductor de la combi, señaló que sólo iba a la farmacia, por ello sólo lo acompañaba su mamá Trinidad Hernández Hernández, de 67 años, y su hija Santa Gabriela de 12 años de edad. Quienes fueron atendidos por paramédicos de SUMA, afortunadamente sólo resultaron con algunos golpes.
El presunto responsable, el conductor del Cavalier, Héctor Ureña Sierra, quien presumiblemente se encontraba alcoholizado, quedó detenido por policías del Sector 1 de la Policía Municipal y fue puesto a disposición de la Dirección de Tránsito para que fuera llevado ante el Agente del Ministerio Público Especializado en Delitos Culposos de la Delegación Oriente.
Cabe señalar que tras impactar a la camioneta de la ruta 1, el Cavalier golpeó a un Vochito y le causó daños en la parte trasera, también una Ford, Ranger, color verde, resultó con daños al ser colisionada por el vehículo conducido por el hombre alcoholizado.