• El pequeño recibió un balazo en la espalda y pereció de forma inmediata.
• Su padre se detuvo para orinar y los delincuentes aprovecharon para atacar a la familia.

Odilón Larios Nava.- Un niño de 2 años de edad fue asesinado de un balazo en la espalda por una banda dedicada al robo de vehículos en carretera, en el kilómetro 90 de la autopista México-Puebla. Su mamá y hermana fueron abusadas sexualmente y su padre golpeado. Los delincuentes finalmente huyeron con la camioneta de la familia.
Una banda de ladrones de vehículos en carretera, probablemente vinculados con huachicoleros, aprovechó para atacar a la familia, cuando el conductor se detuvo para orinar. Ahí comenzó la peor pesadilla de estas personas.
Estos lamentables acontecimientos ocurrieron alrededor de las 02:52 horas, de este martes, cuando la familia llegó a pie a la altura de la antigua caseta de cobro para pedir apoyo a la Policía Federal. Una vez que los paramédicos revisaron al menor confirmaron que no tenía signos vitales.
El bebé asesinado llevaba el nombre de Elías Daniel Vázquez Ibáñez, de sólo 2 años de edad. Su familia viajaba a bordo de una camioneta Ford, Ranger, color blanco, la cual fue robada por los delincuentes.
Hilario, padre del menor, mencionó a las autoridades que se detuvo en el lugar mencionado para orinar. En ese momento llegaron ocho delincuentes a bordo de dos vehículos, una pick up color rojo y un Nissan blanco.
En la camioneta, que circulaba con sentido a Puebla, viajaba el conductor con su esposa, hija y el pequeño Elías. Estas personas se opusieron al salto. Los delincuentes abusaron sexualmente de las mujeres, según reportes extraoficiales.
Después los delincuentes dispararon y mataron a un niño de dos años de edad, para posteriormente escapar y llevarse la camioneta Ford, Ranger.
El levantamiento del cadáver del menor en inmediaciones del kilómetro 93, hasta donde la familia caminó para pedir apoyo. Hasta el cierre de esta edición no había personas detenidas por el homicidio del niño.