• Según las fuentes, se trata de agentes de vialidad del estado, en donde decenas de ellos comparten videos en los que se observan niñas siendo abusados sexualmente.

Odilón Larios Nava.- Un grupo de policías estatales, denunciaron anónimamente la creación de un grupo de Whats App a través del cual se difunde y comparte pornografía infantil explícita, además de la pornografía entre adultos. En dicho grupo estarían involucrados decenas de agentes de vialidad estatales y otras personas civiles.
Los uniformados que dieron a conocer el caso indicaron que el grupo fue creado por un agente de vialidad del estado cuya lada en su teléfono celular es (715) y entre el 19 y el 20 de febrero comenzó a enviar invitaciones a sus contactos.
El grupo en cuestión, según las invitaciones que hacen llegar por medio de Whats App, se llama “CP y mas” y la liga es: https//chat.whatsapp.com/EOWU3gPj2JmJUWgddBmXYV. Los policías que informaron a este medio, dijeron que aceptaron la invitación sin saber que se trataba de un grupo de pervertidos y enfermos sexuales.
Hasta este martes por la noche eran cerca de cien los miembros de este grupo con inclinaciones a la pedofilia.
Los informantes indicaron que los que son policías se salieron del grupo una vez que conocieron que se trata de un hecho ilícito. En el poco tiempo que estuvieron mencionaron que se percataron de más de 50 videos pornográficos compartidos, muchos de ellos mostraban escenas de sexo explícito con menores, de aproximadamente 2 años de edad hasta cerca de 15 años, la mayoría de estos del sexo femenino.
Al hacer llegar esta información a los medios de comunicación, los policías denunciantes pretenden que las autoridades investigadoras y la policía cibernética actúe haga valer las leyes y lleve hasta las últimas consecuencias a estas personas que reproducen un hecho reprobable no sólo desde el punto de vista moral, también desde el aspecto de legalidad.
Los policías que informaron de estos hechos, lamentaron que los uniformados de vialidad que se encuentran en ese grupo, en vez de combatir el delito y ser garantes de la legalidad, disfruten viendo el material videográfico en el que se violan los derechos fundamentales de los niños.
Uno de los policías que dieron a conocer este grupo, comentó: “Dan asco los videos que mandan, no tienen madre estos cabrones, hay algunos donde se muestran niñas de apenas un año y medio o quizá dos años. Mandaron videos a la hora de la comida uno de los compañeros casi se vomita”.
El maestro en derecho Alberto Zenteno, y otros expertos en leyes, nos confirmaron que lo anterior es un hecho sancionado por la ley. Puntualizaron que tanto en el Código Penal del Estado como en el Código Nacional Federal, se establece este hecho como delictivo.
En el artículo 219 fracción Cuarta, del Código Penal del Estado, se establece, que: “entre otros, comete el delito de pornografía de menores, de incapaces, el que a sabiendas reproduzca, venda, compre, rente, exponga, publicite, difunda o envíe por cualquier medio las imágenes señaladas en esta disposición” es decir la “pornografía infantil”.
En el mismo código pero en el artículo 222, se establece que el simple almacenamiento de pornografía infantil es delito. Lo mismo establece el Código Nacional Federal en su artículo 202-bis y en la última parte del 202, comentó Alberto Zenteno.