Dulce Gómez

Luego de las pérdidas económicas que sufrieron los locatarios del Centro Histórico debido al retiro del transporte público, tras el sismo del pasado 19 de septiembre, el alcalde capitalino, Luis Banck Serrato, aseguró que actualmente existen las condiciones para el retorno de las unidades, aunque únicamente deberán circular combis.

En este tenor, el presidente municipal señaló que el reordenamiento provisional del transporte público ocurrió con el propósito de evitar que las viviendas y edificios se cimbraran derivado del movimiento telúrico –que en la ciudad dejó sin vida a nueve personas-.

Pese a lo anterior, comentó que en coordinación con el Gobierno del Estado se permitirá que de nueva cuentas las unidades regresen a las calles cercanas al zócalo, empero, subrayó que solo podrán transitar combis y no microbuses.

Por ello, confió que sea en el transcurso de la semana entrante cuando este tipo de vehículos regresen al primer cuadro de ciudad, específicamente a las calles 12 Oriente-Poniente y 9 Norte-Sur.

“Tuvimos una reunión con todos los comerciantes del Centro Histórico y lo que estamos planteando al Gobierno del Estado es que podamos reabrir las calles con transporte que no sea pesado. “Ya hay condiciones para que entre el transporte siempre y cuando no sean unidades pesadas. Espero que la siguiente semana”, apuntó.

Al final, acotó que el ingreso de las combis también se llevará de manera paulatina para no llenar las calles de combis.