Los diputados federales del PRI, Javier López Zavala y Enrique Doger Guerrero, cambiaron su discurso tras la petición del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) para respaldar a Pablo Fernández del Campo como dirigente estatal, mientras se dan los tiempos para lanzar la convocatoria al frente del cargo partidista.
Enrique Doger Guerrero, rechazó tajante que le hayan jalado las orejas en la reunión del sábado con la secretaria General del PRI nacional, Ivonne Ortega Pacheco y, aseguró, que en lo personal dará “por el momento” un voto de confianza a las decisiones del CEN del partido.
Al insistirle sobre la permanencia de Fernández del Campo al frente del instituto tricolor, Doger Guerrero fue tajante y dijo que no hará ningún comentario sobre el tema, ya que lo más importante es privilegiar la unidad del partido rumbo al proceso federal 2015.
“No voy a opinar sobre la reunión. Es un buen intento haber reunido a los liderazgos del partido, ojalá haya más reuniones como estas y se encontrarán las soluciones en el partido, doy un voto de confianza al CEN y esto es por ahora”, añadió
LA DECISIÓN DEL CEN NO DEBE SER DEFINITIVA
Por su parte, Javier López Zavala, afirmó que la permanencia de Fernández del Campo no es definitiva, confiando que en los próximos meses se realice el cambo que se necesita en el partido, aunque en esta ocasión ya no exigió la pronta salida del líder estatal.
Señaló que se deben incluir a todas las corrientes del partido y más, cuando el próximo año se tendrán la renovación de las diputaciones federales de Puebla.
“Esto no es definitivo, sino temporal, se están dando las bases para dar el cambio en la dirigencia estatal. Lo más importante para los priístas es el respeto mutuo, donde se abran los espacios para todos los grupos”.
MARINISTAS BUSCAN ESPACIOS EN EL PRI
En tanto, Valentín Meneses Rojas, ex secretario de Gobernación en el sexenio pasado, dijo que en la reestructura del partido, hay espacios para que se integren los personajes que en su momento colaboraron con el ex gobernador de Puebla, Mario Marín Torres.
Argumentó que la ausencia de los marinistas en la reunión con Ivonne Ortega Pacheco el pasado fin de semana, fue porque la dirigencia nacional tuvo un acercamiento con las figuras actuales de Puebla, para después buscar reuniones con otros grupos políticos.