Odilón Larios Nava.-

Después que un policía municipal de San Miguel Xoxtla fuera ultimado en manos de tres delincuentes y dos de ellos ya recibieran su respectiva justicia, continúan las investigaciones para ubicar al maleante que logró escapar.
Por su parte autoridades del mencionado municipio ofrecerán un homenaje póstumo al elemento de 30 años de edad que murió en cumplimiento del deber.
De acuerdo con las primeras investigaciones y las versiones de algunas fuentes policíacas, los tres ladrones, Alberto Barrientos Zarate, de 21 años; Miguel Vélez Saltillo, de 21 años de edad y el tercero, de quien hasta el cierre de esta edición logró escapar, ultimaron al uniformado, luego de que les frustrara su intento de asalto a un depósito de cervezas en los límites con Coronango.
Al ver que se acercaba un distribuidor de cigarros, decidieron atacar al empleado de la empresa tabaquera, sin embargo una de las vecinas del lugar, quien se percató oportunamente de los hechos dio aviso a la policía.
Fue así como llegó la patrulla a cargo de Luis Alberto Durán Trujillo, que se encontraba a una cuadra del lugar, por lo que pudo acudir de inmediato. Al ver a los policías, los ladrones huyeron a bordo de la camioneta Dodge, color verde, con placas MND-96-89 del Estado de México.
Al llegar al inicio de El Basurero, sobre el camino real a Mihaucán, a escasos 200 metros de la casa de Durán Trujillo, los ladrones pretendían dar vuelta en el terreno, pero al frenar la patrulla los impactó por detrás, lo que provocó que las camionetas quedaran tan solo a unos metros de distancia.
Los delincuentes descendieron y abrieron fuego contra los uniformados, se presume que los tres llevaban pistolas 9 milímetros. La mayoría de las balas pegaron en el vehículo oficial, pero una alcanzó a herir a Luis Alberto entre el cuello y el pecho.
Sus compañeros repelieron la agresión, lesionando a Miguel Vélez Saltillo en el rostro, pero aun así corrió y se escondió en unos matorrales, donde momentos después fue detenido. Alberto Barrientos huyó pero momentos después también fue capturado por los policías de Coronango.
Pese a la búsqueda, el tercer maleante logró huir pero se realizan las investigaciones para conocer su identidad y así lograr detenerlo. Se presume que tanto éste como los otros sus sujetos, son originarios de Nativitas, Tlaxcala.
Los compañeros de Alberto y algunos regidores, señalaron que aún con el disparo en su cuerpo, pudo señalar hacia donde se escaparon los maleantes. Y después más consciente de su situación, en la ambulancia, pedía que lo ayudarán porque le preocupaba dejar desprotegidos a sus hijos.
Momentos después, en el Hospital General de Cholula el uniformado perdió la vida y media hora después, el delincuente que también resultó lesionado, corrió con la misma suerte.
UN BUEN ELEMENTO
Al entrevistar a varios de sus compañeros y superiores dentro del ayuntamiento de Xoxtla, todos coincidieron en señalar que el jefe de grupo, Luis Alberto Durán Trujillo, era uno de los mejores elementos con los que contaban y que además “era un tipazo”, por lo que todos los rostros que lo despidieron, denotaban una profunda tristeza por su pérdida.
El presidente municipal, Miguel Ángel Hernández Ramírez, indicó que están conscientes de que el uniformado pereció en cumplimiento del deber por lo que han corrido con los gastos funerarios en apoyo a la familia.
Aceptó que el policía caído no contaba con seguro de vida, pero que con el cabildo de Xoxtla buscarán un esquema, con el que se pueda apoyar a la ahora viuda y los huérfanos de 10 y 3 años de edad.
Al respecto Hernández Ramírez comentó: “Definitivamente la familia está recibiendo desde ayer toda la atención, va a recibir obviamente una indemnización por parte de nosotros, obviamente vamos paso por paso.
Primero va a recibir los honores que merece nuestro compañero, mañana una misa de cuerpo presente y posteriormente, unos honores y posteriormente será el sepelio. Después convocaremos a su esposa para plantearle cuál es la situación en la que nos encontramos con ella. Esta es una parte en la que tengo que involucrar a mi cabildo para que aprueben con cuanto se le va a apoyar”.
La hermana del policía fallecido, aceptó que las autoridades municipales han tenido acercamiento y respondido con el apoyo, por lo menos con los requeridos desde este jueves, como son los gastos derivados del sepelio. Esta mujer señaló que esperan que el municipio otorgue una pensión a la esposa del acaecido, para que pueda mantener a sus vástagos.
Será este viernes a las 12:00 horas cuando se realice una misa de cuerpo presente en la iglesia de la comunidad, ubicada frente a las oficinas de la presidencia municipal de Xoxtla y después se le rendirá un homenaje póstumo en la plaza cívica, en donde participaran autoridades de los municipios conurbados como Coronango, Cuautlancingo, entre otros.
NO BAJARÁN LA GUARDIA CON LA DELINCUENCIA
El alcalde y su regidor de gobernación, Felipe Cordero Garcia, señalaron que no bajaran la guardia en el combate con la delincuencia, y que seguirán implementando operativos para reducir los índices delictivos, pues de esa manera honraran la memoria de Luis Alberto, a quien reconocen como un hombre con mucha pasión por su trabajo.
Señalaron que la reacción de la policía de Xoxtla fue inmediata igual que la de los municipios vecinos, como Coronango y Cuautlancingo, con quienes mantienen en la zona el operativo intermunicipal, lo que les permite actuar de inmediato cuando se reporta alguna contingencia.