Por Jesús Lemus/Puebla

Diódoro Carrasco Altamirano, secretario General de Gobierno (SGG), presentó en el Poder Legislativo un paquete de reformas al Código Civil y Penal, que tienen como fin combatir los problemas de violencia de género en el territorio poblano.
En su visita por el Congreso local, el funcionario argumentó que estas reformas atienden las recomendaciones emitidas hace unos días, por la Comisión Nacional para Erradicar la Violencia contra las Mujeres (CONAVIM).
Carrasco Altamirano confió que los diputados locales puedan analizar a la brevedad el paquete de reformas que presentó a nombre del gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle Rosas.
Cabe señalar que los puntos de las reformas al Código Civil y Penal plantean los siguientes puntos medulares: la violencia familiar será un delito que se perseguirá de oficio, plantear como impedimento para contraer matrimonio la violencia por condición de género en cualquiera de sus tipos o modalidades.
Reconocer los gastos por embarazo y parto como parte de requerimientos en caso de divorcio, fijar órdenes de protección a las víctimas de violencia de género, que en el acta de defunción quede fijado que el deceso de la mujer fue por violencia familiar o género,
También se encuentra eliminar la condición de mayoría de edad para tramitar el divorcio y la de tener al menos un año de casados, además de no recurrir a la mediación en caso de que haya antecedentes de violencia.