El presidente Andrés Manuel López Obrador y el subsecretario de Derechos Humanos, Migración y Población de la Secretaría de Gobernación, Alejandro Encinas, presentaron las acciones del Gobierno de México para mejorar el Mecanismo de protección para las personas defensoras de Derechos Humanos y Periodistas.

“Este tema tan delicado va a requerir seguimiento permanente. Una de las características de los distintivos del nuevo gobierno es la transparencia, el que podamos todos los días hablar de estos temas que antes se ocultaban”, expresó el jefe del Ejecutivo.

En conferencia de prensa matutina, señaló que la crisis de desapariciones y asesinatos a periodistas y defensores de derechos humanos corresponden a la herencia que dejaron los gobiernos del periodo neoliberal.

“Estos temas prácticamente no les interesaban o salían al paso solo para simular que tenían que atenderlos (…) todo esto que hemos heredado mal hecho se va a corregir. Lleva tiempo porque son muchos y muy grandes los problemas que se heredaron”, remarcó.

Entre las acciones anunciadas este día destacan el reemplazo de la contratación de empresas privadas de escoltas, por seguridad del Estado con capacitación de la Policía Federal Preventiva y del área de protección a funcionarios de la Secretaría de la Defensa Nacional.

Actualmente se destinan más de 30 millones de pesos para pagar por servicios de custodia a defensores de derechos humanos y periodistas, por lo que una vez que el gobierno asuma estas tareas, se tendrá un ahorro del 15 por ciento.

El subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas, sostuvo que la defensa y protección es una responsabilidad del Estado que no puede delegarse a particulares.

“En tanto no estén resueltos todos los mecanismos de protección, no vamos a poner en riesgo a absolutamente a nadie, vamos a mantener los servicios de la empresa pero bajo un mecanismo de control y fiscalización mucho más directo. Haremos un replanteamiento de todo”, enfatizó.

La subsecretaría también analiza involucrar a los dueños de los medios de comunicación en la corresponsabilidad de la protección de periodistas.

Asimismo, se intensificará la cooperación estatal y federal, dando atención puntual a aquellos estados con mayor número de solicitudes debido a su situación de riesgo.

Por su parte, la Auditoría Superior de la Federación auditará al fideicomiso que administra los fondos del Mecanismo.

La subsecretaría a cargo de Alejandro Encinas, promueve la colaboración internacional con la ONU y organizaciones de Estados Unidos, Colombia, Honduras, Guatemala, entre otros, para fortalecer las medidas de protección.

El subsecretario adelantó que en abril estará lista la primera evaluación externa por parte de las oficinas en México de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas sobre Derechos Humanos.

Para este año, el Mecanismo cuenta con un presupuesto de 207 millones de pesos.

El presidente indicó que la Secretaría de la Función Pública y la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda, están obligadas a presentar denuncias para castigar a responsables de delitos contra defensores de derechos humanos y periodistas.

Reiteró que este gobierno no encubrirá a ninguna persona “trátese de quien se trate” y afirmó que siempre que se detecten indicios de corrupción, irregularidades y denuncias, se darán a conocer públicamente.

Añadió que es parte de la democracia que como presidente pueda ejercer su derecho a manifestarse.