El Presidente Enrique Peña Nieto durante su participación ayer martes en la sesión plenaria de la Cumbre “One Planet”, cuyo principal objetivo es impulsar una nueva dinámica para la acción climática a nivel global, anuncio anunció tres nuevas acciones de México para acelerar la lucha contra el cambio climático, primero, la firma de la Declaración sobre Precio al Carbono en las Américas, entre Canadá, Colombia, Chile, México y Costa Rica, junto con los gobiernos locales de California, Washington, Ontario y Quebec.

De igual forma, la ampliación de financiamiento al Panel Intergubernamental de Expertos sobre Cambio Climático y tercero, la iniciativa franco-mexicana para apoyar la adaptación y resiliencia frente al cambio climático de las naciones del Caribe.

El Primer Mandatario expresó su reconocimiento al Presidente Emmanuel Macron por esta convocatoria y por su liderazgo para llevar adelante el Acuerdo de París, considerado la mayor alianza internacional para combatir el cambio climático.

Con la presencia de más de 50 jefes de Estado y de Gobierno, así como de personalidades del sector privado y la academia, comprometidos con el combate al cambio climático, la Cumbre tuvo como tema central el financiamiento para promover un desarrollo sostenible y resiliente, y la necesidad de ampliar la financiación de la acción por el clima a través del sector público, sumando al sector privado.

En su participación, el Presidente Peña Nieto señaló que México ha avanzado en buscar y generar espacios naturales protegidos, como el recientemente declarado Parque Nacional de Revillagigedo, y puntualizó que, con estas acciones, hemos triplicado las áreas naturales protegidas que apenas existían hace cinco años, alcanzando hoy 91 millones de hectáreas protegidas, 70 son marinas y 21 millones terrestres.

Cabe señalar que dicha cumbre fue organizada por el gobierno francés, la ONU y el Banco Mundial, la Cumbre “One Planet” contó con la asistencia de cerca de 2 mil personas de más de 100 países que refrendaron su compromiso mundial con la lucha contra el cambio climático y con el Acuerdo de París.

El Acuerdo de París plantea como objetivo central mantener el incremento en la temperatura promedio global por debajo de 2 °C y proseguir los esfuerzos para limitar ese aumento a 1.5 °C. Propone, asimismo, fortalecer la resiliencia y disminuir la vulnerabilidad al cambio climático, y lograr que los flujos financieros sean consistentes con un modelo de desarrollo resiliente.

México ratificó el Acuerdo en 2016 y, al 30 de noviembre de 2017, un total de 170 Partes de la Convención lo han hecho, representando casi 88% de las emisiones globales de gases de efecto invernadero.