El Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong participó ayer en el lanzamiento de la Alianza Global para poner fin a la violencia contra la niñez, al encabezar a la delegación mexicana que acudió a la sede de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Nueva York.

La Alianza Global es una iniciativa del Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) que impulsa acciones a nivel global para visibilizar y eliminar la violencia contra niñas, niños y adolescentes. Busca coadyuvar en la instrumentación del Objetivo 16.2 de la agenda de desarrollo 2030 –que se refiere a la eliminación de todas las formas de violencia contra las niñas, niños y adolescentes– , específicamente a través del diseño e implementación de planes de acción nacionales en la materia.

En su participación, el encargado de la política interior del país señaló que para proteger los derechos de la niñez hay que dejar ya de escuchar reclamos y decir discursos, por lo que es indispensable trabajar y llevar a cabo acciones para lograr la felicidad de las niñas, niños y adolescentes.

El Secretario Osorio Chong indicó que como lo debe hacer todo Estado, México refrenda la obligación de asegurar las condiciones para que la niñez goce una vida sin violencia.
En este sentido el Secretario Osorio Chong presentó una hoja de ruta que establece los compromisos de México como país guía para los próximos años de implementación de la Alianza, a partir de cuatro estrategias prioritarias que se enmarcan en la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, los Objetivos Nacionales de Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes al 2025 -25 al 25- y los Objetivos de la Agenda de Desarrollo Sostenible 2030: El fortalecimiento del Sistema Nacional y los Sistemas Estatales de Protección Integral de Niñas, Niños y Adolescentes; El fortalecimiento de la Procuraduría Federal y las Procuradurías Estatales de Protección de Niñas, Niños y Adolescentes en cada entidad federativa; La elaboración de datos, estadísticas e indicadores sobre violencia contra la infancia, a efecto de sustentar objetivamente las acciones en la materia; y Fomentar entornos seguros con estrategias de atención y prevención de la violencia contra niñas, niños y adolescentes tanto en el ámbito público como en el privado.

Sobre este último punto, el encargado de la política interior del país refrendó que no basta con erradicar los efectos de la violencia: también es imprescindible atender las causas que la generan. En ese sentido, exhortó a apostar, como hace México, por la prevención.