Marco Fierro

 

El Tesorero municipal, Armando Morales Aparicio, admitió que la posible entrega de apoyo a las familias poblanas afectadas por el incremento a la tarifa del transporte público sería analizada hasta el 2020.

Tras el anuncio de la presidenta municipal Claudia Rivera Vivanco, el funcionario municipal, dijo, que el análisis sería hasta el próximo año, pues se deben evaluar diversos temas, entre ellos, el monto total a entregar, la forma, de qué partida saldría, y el número de beneficiarios.

“Esto será en el siguiente ejercicio fiscal y una vez aprobado por los regidores ver la posibilidad. Tendría que ser en 2020, en caso de que sea viable. La base es conocer el monto, debemos definir el monto a destinar, el esquema y ver su viabilidad, de esa forma podríamos entregar el recurso”, expresó.

Comentó que esperarán la propuesta de los regidores de Morena, específicamente del G5 que se apostaron por un subsidio, así como el de la propia alcaldesa, quien informó que el recursos saldría de la secretaría de bienestar.

“Como bien dijeron los regidores y la presidenta, esto se someterá a un análisis para ver un estímulo o apoyo respecto al transporte público. Debemos hacer el análisis, ellos dijeron que se haría el análisis y sobre ello trabajar y ver la posibilidad”, dijo.

Finalmente, añadió que en principio deben analizar de qué programa saldría el estímulo y hasta cuánto alcanzaría, aunque en un primera instancia descartó ocupar recursos federales para ello, pues estos ya vienen etiquetados.