Por Patricia Moreno Sánchez

Preocupa el incremento de la inseguridad y con ello el paso de armas y drogas por la entidad poblana, que comienza a ser un tema común, afirmó Roberto Esquivel Ruiseco, especialista en seguridad quien urgió a la implementación del mando único y la limpieza en las filas de seguridad pública.
Lo anterior tras darse a conocer los hechos violentos en el palenque de Cuautlancingo y la confirmación de la autoridad de la presencia de grupos crimínales que operan en la entidad, por lo que refirió que se muestran indicios de la llegada de más grupos delincuencias a los municipios importantes y existe el riesgo se extienda a la capital.
Esquivel Ruiseco, al considerar que se llegó a un punto en que se tienen que combatir los delitos en coordinación con el ejército y acciones de inteligencia.
“Puebla está en riesgo de convertirse en un Michoacán o Guerrero, si las autoridades no combate de forma frontal la delincuencia, que ya es preocupante” refirió el también dirigente empresarial.
Por último, hizo un llamado a que se revisen los mecanismos de seguridad y tecnología de los arcos de seguridad, al referir que el hecho de que estén ingresando armas por las autopistas, es claro que los arcos no funcionan, o los delincuentes están haciéndolo a través de las carreteras federales y hay que reforzar la seguridad en esos tramos.