• El lesionado señaló ante las autoridades que policías municipales lo privaron de la libertad del sábado al martes.
• Además acusó que sufrió tortura, presenta marcas por múltiples golpes en abdomen, espalda y piernas; actualmente está internado y lleva una sonda.

Odilón Larios Nava.- Policías municipales de Teziutlán podrían ir a la cárcel, un hombre que está sumamente golpeado en el Hospital General de aquel municipio, los señala de haberlo mantenido privado de la libertad desde el día sábado al martes, tiempo en el que asegura fue torturado; le causaron las lesiones que lo mandaron al nosocomio. La agresión que señala sufrió a manos de los uniformados fue con intención de que se incriminara como vendedor de drogas.
Este hombre quien desde el martes se encuentra internado en dicho hospital, responde al nombre de Eulalio P. C., de 40 años de edad. En sus declaraciones a los galenos y a las autoridades investigadoras, el día sábado fue sacado de su domicilio por policías municipales quienes lo acusaban de ser narcovendedor.
De acuerdo con la versión de los hechos proporcionada por las fuentes consultadas, Eulalio habría sido llevado a las instalaciones de la Policía Municipal de Teziutlán, donde este hombre, de ocupación albañil, aseguró fue brutalmente golpeado.
Ahí, dijo a las autoridades, lo tuvieron retenido – privado de su libertad – hasta el día martes, cuando lo liberaron, pero por lo mal que estaba, al salir de la comandancia se desplomó y tuvo que llegar una ambulancia por él, la cual lo llevó hasta el Hospital General de Teziutlán, donde los médicos al ver las lesiones que tenía, como corresponde en estos casos, avisaron a la Fiscalía General del Estado.
En las declaraciones de Eulalio, hizo constar que fue vapuleado por los policías municipales, quienes le habrían dado de puñetazos, mazapanazos – golpes con un objeto cubierto con tela – y también lo habrían golpeado con una tabla.
Eulalio, quien aceptó ser consumidor ocasional de marihuana, negó ser narcovendedor. Cabe señalar que presenta marcas, por los golpes que recibió, en el abdomen, en la espalda, así como en las piernas. Además de que dichas lesiones lo mantienen en cama y hospitalizado, y tiene necesidad de utilizar una sonda.
Es por ello que en sus declaraciones apunta directamente hacia la policía municipal de Teziutlán, la cual está a cargo del Secretario de Seguridad Oswaldo Armenta, quien deberá comparecer para indicar quienes de sus elementos podrían estar involucrados con estos hechos que se les imputan. Se espera que una vez que sea dada a conocer esta terrible noticia, el alcalde Edgar Antonio Vázquez Hernández, fije una postura al respecto.
Estas acusaciones por parte de Eulalio, ya son investigadas por la Fiscalía General del Estado, y de corroborarse no se descarta la detención y encarcelamiento de cerca de ocho policías municipales de Teziutlán.