• Cada una de ellas transportaba dos contenedores llenos de gasolina, en total se aseguraron 4 mil litros del hidrocarburo.

Odilón Larios Nava.- Dos camionetas utilizadas por chupaductos para transportar combustible de procedencia ilícita fueron aseguradas por policías municipales de Tepeaca. Los ocupantes de las unidades lograron escapar, mientras huían hicieron algunas detonaciones de arma de fuego para evitar que los policías los siguieran.
La madrugada de este martes los policías municipales efectuaron el aseguramiento de las camionetas que transportaban cuatro contenedores con cuatro mil litros de gasolina robada en los ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex). Esta acción se llevó a cabo en la entrada a santa María Oxtotipan por el camino que conduce a Candelaria Purificación, en el municipio de Tepeaca.
La policía de Tepeaca recibió una llamada de auxilio que indicaba que en el punto referido había vehículos sospechosos, presumiblemente vinculados al robo de combustible. Alrededor de las 02:15 horas recibieron una nueva llamada, por lo que realizaron un recorrido de revisión por el lugar.
Así es como observaron una camioneta tipo pick up, color rojo, sin placas de circulación, la cual al percatarse de la presencia de la policía aceleró a toda velocidad. Los uniformados para dar con ella, efectuaron un recorrido de vigilancia por los caminos de terracería ubicados en las inmediaciones de la carretera federal.
Es así como en el camino referido localizan a dos camionetas, ambas de color rojo. Los ocupantes al ver cerca a los policías, descendieron de los vehículos tipo pick up, y echaron a correr. Para evitar que los policías los siguieran detonaron armas de fuego.
Los uniformados pidieron refuerzos y al revisar las unidades encontraron que cada una de ellas transportaba dos contenedores abastecidos con gasolina, cada bidón tiene capacidad para mil litros y todos estaban abastecidos al cien por ciento.
Las unidades aseguradas son una General Motors, cabina y media, con placas de circulación SJ-57-442 del estado de Puebla, la cual en la batea tiene adaptada una estructura metálica que sostiene una lona verde. La segunda camioneta es una Nissan, pick up, también de color rojo, con placas SK-75-987 del estado de Puebla.
Las dos camionetas aseguradas y los contenedores con el combustible, fueron remitidas ante el Agente del Ministerio Público de la Federación en las instalaciones de la Procuraduría General de la República (PGR) en donde se iniciaron las investigaciones de rigor.