Dulce Gómez

Alrededor de 15 casonas están en riesgo de desplome, por ello es necesario que sus propietarios hagan inversiones para su mejoramiento, de lo contrario el Gobierno Municipal podría expropiarlas, sentenció el titular de la Gerencia del Centro Histórico y Patrimonio Cultural, Sergio Vergara Berdejo.

Al respecto, recordó que desde hace tres años la Dirección de Protección Civil, al frente de Gustavo Ariza Salvatori, emitió más de 1 mil notificaciones a dueños de estos espacios, empero a la fecha hay quienes han hecho caso omiso a este llamado, a pesar de que dicha cantidad 200 están en mal estado y 15 tienen afectaciones mayores.

“Es fuerte el problema en algunas construcciones del Centro Histórico, pero aquí hay una corresponsabilidad del propietario. Nosotros ya no podemos volver a notificar porque ya hicimos las tres notificaciones en estos tres años. Ahorita la acción va a ser más fuerte”, advirtió.

Por lo anterior, dijo que ante la temporada de lluvias el estado de las casonas se convierte en vulnerable, de ahí la necesidad de que sus propietarios las reparen.

Sergio Vergara detalló que es importante que de la presente fecha hasta febrero del siguiente año se presente la consolidación de las rehabilitaciones, o en su caso proyectos, de lo contrario en marzo la Comuna podría proceder a la expropiación de estas 15 casonas.

A la par, expuso que la Federación o el municipio podrían reparar las viviendas afectadas, sin embargo los dueños estarían comprometidos a pagarlas, de no ser así también se procedería a la expropiación de las mismas.