El día de ayer se llevó a cabo la segunda sesión ordinaria del Grupo Regional de Atención y Manejo de Emergencias (GRAME) Directivo Puebla – Tlaxcala, en la Terminal de Almacenamiento y Reparto de Pemex Refinación en esta localidad, a fin de dar cumplimiento a sus políticas, lineamientos y disposiciones de operación.

El GRAME Puebla – Tlaxcala está integrado por representantes de los organismos subsidiarios de PEMEX, para responder de manera oportuna y eficiente ante emergencias que pudieran rebasar la capacidad de respuesta de una instalación en particular.

Entre sus objetivos destacan disponer de mecanismos de comunicación efectiva y coordinación al interior de la paraestatal, la comunidad y autoridades municipales, estatales y federales, así como contar con procedimientos de actuación para la atención de emergencias en los diferentes escenarios de riesgo mayor y manejo de crisis.

Asimismo, tiene la misión de brindar asesoría a los Circuitos de Ayuda Mutua Industrial (CAMI) para optimizar sus Planes de Respuesta a Emergencias, participar con la sociedad y autoridades en los programas de Protección Civil promoviendo un PEMEX consciente de su responsabilidad ante los riesgos, además de programar simulacros para asegurar la respuesta del personal y la confiabilidad de los sistemas.

De esta forma Petróleos Mexicanos refrenda su compromiso de capacitar a su personal manteniendo una cultura de seguridad y cuidado al medio ambiente, además de cumplir con las normas y reglamentos emanados del sistema de Seguridad, Salud en el Trabajo y Protección Ambiental (PEMEX-SSPA).

Durante la sesión se contó con la asistencia de personal de la Dirección Corporativa de Operaciones del área de Seguridad Industrial y Protección Ambiental, quienes brindaron una amplia asesoría sobre el manejo de manuales de atención a emergencias y explicaron los protocolos internos y externos interorganismos en caso de contingencias mayores.