• El mandatario afirma que en Puebla hay condiciones financieras para hacer frente a la contingencia por el terremoto

Chiautla de Tapia; Pue.- “Esto no es un tema político y no voy a permitir que la tragedia por el sismo se politice”, sentenció el gobernador Tony Gali al iniciar la reconstrucción de escuelas, clínicas y hospitales dañados por el terremoto del pasado 19 de septiembre.

Ante pobladores de la comunidad de San Juan Pilcaya en este municipio de la mixteca poblana, que demandaban la urgente construcción de sus viviendas, el jefe del ejecutivo estatal llamó a no perder la fé ni asumir una actitud negativa mientras la sociedad se solidariza por los damnificados y con las autoridades federales y estatales para atender la contingencias.

Antes, el gobernador había pedido “no sacar raja política” ni lucrar con la tragedia que en el caso de Puebla registra el deceso de 45 personas, daños en más de 12 mil viviendas y 676 escuelas.

Acompañado por el subsecretario de la Sedatu, Juan Carlos Lastiri Quirós, el gobernador reiteró el compromiso de atender la emergencia y a la población afectada, más allá de cuestiones políticas o partidistas.

Durante entrevista el gobernador anunció que para el inicio de la reconstrucción se aplicarán 300 millones de pesos del presupuesto participativo y afirmó que el Estado cuenta con calificación crediticia positiva que le permitirá, en el último de los casos, recurrir a una línea de crédito es decir una solicitud de préstamo.

Reveló que también existe la posibilidad de solicitar un adelanto presupuestal del 2018 le cual que serían cubierto una vez que el Fondo Nacional para Desastres Naturales (Foden) libere los recursos emergente de reconstrucción.

“El estado tienen opciones crediticias y presupuestales para hacer frente a la crisis por la contingencia y emprender una reconstrucción de viviendas, escuelas, clínicas y hospitales sin retraso”, abundó Gali Fayad.

Puebla sigue de pie, afirma Tony Gali y da inicio a la reconstrucción

Tras el sismo del pasado 19 de septiembre, el gobernador Tony Gali comenzó la reconstrucción de escuelas y hospitales en las zonas de atención prioritaria, con la colocación de la primera piedra de la Telesecundaria Alberto García Granados en la junta auxiliar de San Juan Pilcaya, que estará lista en 90 días.
Acompañado por el Subsecretario de Desarrollo Urbano y Vivienda de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), Juan Carlos Lastiri, el mandatario dijo que las obras se llevarán a cabo con 300 millones de pesos del Presupuesto Participativo e informó que en Chiautla de Tapia se edificarán cinco instituciones educativas y cinco centros de salud.
“Mi mayor preocupación es la de ustedes, mi mayor preocupación es la de sus familias, mi única preocupación hoy son sus hijos, por eso lo estamos haciendo de manera rápida, hospitales, escuelas, hoy arrancan y no se detiene hasta concluirlos”, indicó al anunciar que este lunes se entregará material para que las familias damnificadas colaboren en la reconstrucción y puedan volver a sus hogares.
Tony Gali detalló que, de manera simultánea, se desarrollan diez acciones en cada uno de los ocho centros de mando que se encuentran en las regiones afectadas; en este sentido, señaló que en la capital del estado, el alcalde Luis Banck y la delegada de Gobernación, Ana Isabel Allende, encabezan los trabajos preliminares para la rehabilitación de cuatro centros de salud y tres hospitales.