+ En su diálogo con jóvenes, el Presidente de la República aseguró que no plagió su tesis.
+ Confía en que Congreso debata iniciativa sobre matrimonios igualitarios

De: Político.mx
Enrique Peña Nieto rompió esquemas con el formato bajo el que presentó su mensaje por el IV Informe de Gobierno. En un encuentro con jóvenes subrayó nuevamente que si bien hay pendientes importantes, en su administración han iniciado transformaciones fundamentales gracias a las reformas estructurales.
En la ronda de preguntas, emitidas por los 300 jóvenes reunidos en el patio central de Palacio Nacional, se indicó que uno de los mayores cuestionamientos es la presencia de Donald Trump en México, con la molestia que esto generó entre millones de mexicanos.
El presidente Peña Nieto dijo que lo hizo porque estaba pensando en los mexicanos, primero porque ante los insultos y humillaciones, era necesario enviar una invitación a los dos aspirantes para explicarles la relevancia de México en Estados Unidos
Peña Nieto fue enfático al recordar que le dijo a Trump que México no pagará, de ninguna manera, el muro que él propone para la frontera. Explicó que fue un primer espacio de diálogo para subrayar la importancia de la seguridad y la cooperación conjunta. Reconoció que en los señalamientos de Trump hay asuntos de real riesgo y peligro para México; hizo ver que el aspirante desconoce aspectos importantes sobre el país y la relación bilateral.
Consideró que era necesario hablar, hacerle sentir que los mexicanos no están de acuerdo con sus planteamientos y sus posturas, sobre todo por su responsabilidad de cuidar y proteger a la población.
Se le planteó por qué aún no ha presentado su declaración “3de3”. A ello dijo que merece reconocimiento por su aprobación en el Congreso, a partir del impulso ciudadano; advirtió que falta definir qué información de los servidores públicos debe ser conocida, por lo que está a la espera de ello. Recordó que ya hizo pública su declaración patrimonial.
También se cuestionó sobre su preparación académica. Al respecto, Enrique Peña Nieto respondió que la vida de un presidente está sujeto a un enorme escrutinio, recordó que estudió en escuelas públicas, vino a la Ciudad de México a estudiar en la Universidad Panamericana; en torno a su tesis de licenciatura, indicó que la hizo sin ayuda de computadoras, pues no existían en esa época, y aseguró que “nadie le puede decir que plagió su tesis”, ya que en todo caso bien pudo haber cometido algún error metodológico.
A una pregunta expresa, el presidente defendió su iniciativa de matrimonio igualitario y pidió que “no la archiven ni la encajonen”. Dijo que es la oportunidad para abrir un debate respetuoso, por lo que pidió al Congreso realizar el debido proceso y eventualmente se resuelva como debe ser.
Sobre el paro de maestros de Oaxaca, con la resistencia a la aplicación de la reforma educativa, recordó que rompe con “el vicio” de que se hereden las plazas magisteriales. Subrayó que no se puede jugar con el futuro de México. Confió que tanto en Oaxaca como en Chiapas, a través del diálogo se recupere la normalidad; enfatizó que no permitirá poner en juego la educación de los menores, a cambio de alguna negociación.
Un joven recordó que es muy baja la credibilidad de esta administración, y advirtió que puede tener repercusiones, porque la población quiere ver resultados, sobre todo en los últimos dos años de gobierno. Enrique Peña Nieto volvió a enumerar logros como la estabilidad económica, la baja inflación, mayor generación de empleos, creación de infraestructura y las historias de éxito personales que ha manejado en su reciente campaña por este IV Informe.
Peña Nieto explicó que “todos hacemos Patria, todos los días”, y recordó que ha sido respetuoso de quienes han sido críticos con el gobierno. Dijo que es un privilegio ser presidente y trabajar por los mexicanos.
Al abordar el tema de derechos humanos y la acción de agencias policías del gobierno, subrayó que es un asunto prioritario para su gobierno. Indicó que las instituciones públicas se han ajustado a protocolos para proteger derechos fundamentales; reconoció que hay casos donde se han cometido exceso de fuerza, pero que hay investigaciones en marcha. Pidió reconocer que aún hay camino por recorrer.
Sobre los precios de las gasolinas, explicó la importancia de la liberalización del mercado; dijo que en el país hay 90 gasolinerías por cada millón de habitantes, y que con la competencia habrá bajos precios y ya no tendrán que subsidiarse los combustibles.
Concluyó el encuentro informando que habrá espacios para recoger propuestas para una nueva agenda de cambios; para ello habrá otras reuniones similares como el realizado esta noche en otras partes del país.Pidió a los jóvenes no perder nunca “el optimismo que está en su corazón”.
Previamente, con un mensaje introductorio, el presidente reconoció que hay insatisfacción y molestia en algunos sectores sociales. Mencionó la inseguridad, la delincuencia y los problemas económicos como los factores. Pero destacó que hay ventajas como nuestro trabajo, carácter y ganas de crecer que compensan y enfrentan esos retos.
Dijo que México es un gran país, por lo que en los próximos dos años estas serán las prioridades para el gobierno:
1. educación para niños y jóvenes
2. lucha contra la pobreza
3. seguridad y tranquilidad
4. combate a la corrupción
5. respaldo a la economía
Advirtió que en su actuación no reparará por asuntos electorales o políticos, así como en temas de popularidad.
Peña Nieto concluyó este mensaje grabado destacando que “hay que cambiar lo que tengamos que cambiar”.