• Tenemos que conocer las razones que tuvo la subprocuraduría para su destitución, asegura Miguel Barbosa.

Con la decisión de Santiago Nieto Castillo, de retirar la objeción que interpuso ante el Senado de la República sobre su remoción como titular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales, no se concluye el procedimiento iniciado en la Cámara Alta en torno a este tema, sostuvieron senadores del PT-Morena.

En conferencia de prensa, el vicecoordinador político de la fracción, Miguel Barbosa Huerta, explicó que el proceso de objeción a una destitución de un fiscal especializado es un mecanismo de control constitucional del Congreso de la Unión sobre una decisión de la Procuraduría General de la República, en este caso tomada y comunicada por la subprocuraduría encargada del despacho.

En ese sentido, señaló que la decisión de Santiago Nieto de no continuar no puede concluir el procedimiento que inició cuando el Senado recibió la comunicación de la subprocuraduría sobre su remoción.

“Es un procedimiento constitucional, así es que esta carta no detiene ni deja sin materia el procedimiento constitucional de objeción, no la deja, que no se quiera confundir”, dijo.

Miguel Barbosa aseveró que aún se tiene que desahogar el procedimiento de objeción porque el Senado tiene que calificar las razones que tuvo el encargado del despacho de la PGR para llevar a cabo la remoción.

“Tenemos que conocer las razones que tuvo la subprocuraduría para acordar la remoción; tenemos que conocer las razones, la fundamentación, si se agotó el debido proceso también para poder haber ordenado la restitución, si el subprocurador tiene o no atribuciones, todo eso que ha estado a debate; porque este procedimiento constitucional no solamente protege al titular, a quien sea titular de estas fiscalías especializadas, sino protege a la institución”, destacó.

El senador pidió que no confunda la posición de la Mesa Directiva del Senado sobre que ahora depende de los grupos parlamentarios que aún mantienen sus objeciones que continúe el proceso o no.

“De entrada lo que quieren hacer en palabras de la Mesa Directiva de ya dejar que este procedimiento ya no se continúe, sería nuevamente violentar la ley del Senado y violentar la propia Constitución”, subrayó.

El legislador agregó que espera de los grupos parlamentarios “la opinión, la convicción y la posición, repito, de que es un procedimiento constitucional que tiene que agotarse completamente y que no depende de que quien puede ser restituido, en el eventual caso de proceder, ya no tenga interés en serlo”.

Barbosa Huerta comentó que respeta la decisión del doctor Santiago Nieto, pero advirtió que puede haber amenazas detrás de ella.

Por su parte, el senador Luis Humberto Fernández Fuentes enfatizó que esta situación no resuelve todas las dudas del proceso ni si la destitución del ex titular de la FEPADE fue apegada a derecho.

“Lo que nosotros estamos planteando es que es urgente que se aclarare el papel de todo el aparato del Estado en esta remoción; la ausencia del doctor Nieto no nos resuelve estas dudas y lo más importante, no da certidumbre de cara a la próxima elección”, dijo.