• Implementarán software conectado al C5 para detectar electrodmésticos y celulares de dudosa procedencia

 

Marco Fierro

 

Las casas de empeño que no cuenten con el sistema para detectar celulares y electrodomésticos robados se harán acreedoras a una multa mínima de 8 mil 688 pesos, por lo que la dirección de Normatividad y Regulación Comercial empezará a realizar los operativos para que este tipo de establecimientos cumplan este requisito.

En entrevista, el titular de la dependencia, Fernando de Jesús Pastor Herrera, señaló que tras perder el amparo que tramitaron ante un juez federal para no utilizar el sistema, las casas de empeño tienen que adquirir el equipo para detectar prendas robadas, el cual asciende a los 6 mil pesos.

Explicó que con el sistema que estará conectado al C5, cuando el pignorante vaya a empeñar celulares y electrodomésticos se revisará el número de serie del equipo para determinar si no tiene reporte de robo.

“El año pasado se determino mediante un amparo que realizaron las casas de empeño que ya deben de ocupar un sistema llamando clúster que funciona en coordinación con la Secretaría de Seguridad Ciudadana, para que cuando el pignorante empeñe el número de serie se triangule con el C5 y veamos si tiene número de reporte de robo”, expresó.

Por lo tanto, para verificar que las casas de empeño cumplan con este nuevo requisito, la dirección de Normatividad y Regulación Comercial realizará operativos en 150 establecimientos en total para revisar no solo el funcionamiento de este sistema, sino también para verificar que tengan todos los permisos para poder operar.

Finalmente, el funcionario municipal señaló que ante las peticiones de diversos sectores, en breve se empezará a estudiar la posibilidad para que en un futuro se pueda pedir la factura a los pignorantes que van a empeñar las prendas.