• Conducían borrachos y a exceso de velocidad, por lo que chocaron contra una plataforma en la carretera Amozoc-Acajete; el choque dejó su vehículo convertido en descapotable.

Odilón Larios Nava.- Vuelve a dar resultados el infalible cóctel de la muerte, exceso de velocidad combinado con la ingesta de bebidas embriagantes. Tres hombres perdieron la vida, dos de ellos eran uniformados de la Policía Turística. El percance tuvo lugar la madrugada del jueves en el kilómetro 1.5 de la carretera Amozoc-Acajete, en el retorno de la autopista.
Chocaron contra un vehículo de carga, pasaron por debajo del mismo, los tres ocupantes del compacto perdieron la vida al instante mientras que el conductor de la unidad de carga siguió su camino para evitar responsabilidades.
Los hechos ocurrieron alrededor de la 01:00 horas en el punto carretero antes señalado, donde los carros que descienden de la autopista dan vuelta en el retorno para llegar a Amozoc.
Los hoy occisos viajaban a bordo de un vehículo Clio, color blanco, con placas de circulación MTR-21-61 del Estado de México. De acuerdo con los primeros reportes los tres masculinos a bordo de este vehículo circulaban con sentido de Acajete a Amozoc.
Al llegar al retorno, donde dan vuelta los autos que descienden de la autopista, con sentido a Puebla, para ingresar a Amozoc, un vehículo de carga, probablemente un tráiler o una plataforma daba vuelta en el lugar, cuando el Clio pasó por debajo de la unidad, la velocidad a la que circulaba el compacto hizo que el auto no quedara incrustado, sino que el toldo fuera arrancado, quedando el auto blanco convertido en convertible.
El coche blanco pasó por debajo, el impacto hizo que el conductor y el copiloto salieran eyectados de la unidad, perdiendo la vida de forma instantánea, la misma suerte tuvo el hombre que viajaba en el asiento trasero, fue el único cadáver que quedó dentro de la unidad.
El tráiler, o plataforma, siguió su marcha para evitar responsabilidades en el caso. Posteriormente paramédicos de SUMA a bordo de la unidad 055, de Tepatlaxco acudieron al lugar y confirmaron que los tres hombres estaban muertos.
Policías de Amozoc y de la Policía Federal acudieron al sitio para efectuar el levantamiento de los cadáveres, realizar los peritajes e iniciar las investigaciones de rigor. Los primeros peritajes indicaron que el Clio era conducido a exceso de velocidad y que los tres ocupantes de la unidad iban borrachos.
Los hoy occisos fueron identificados gracias a las credenciales que portaban con ellos, como: José Mario Zambrano González, de 30 años de edad, Jesús González Meza, de 26 años y Jesús Evangelista Romero, de 25 años de edad. Los dos primeros eran uniformados pertenecientes a la Policía Turística. Los tres eran vecinos de Tepatlaxco.