Por Jesús Lemus/Puebla

El fundador de MORENA, Andrés Manuel López Obrador, afirmó que los partidos están al servicio de la mafia del poder y para evitar la “promiscuidad electoral”, esta fuerza política de reciente creación no apoyará ninguna alianza electoral en 2018.
Así lo dijo en su visita por el estado donde recorrió los municipios de Puebla capital, Atlixco y San Martín Texmelucan, donde tuvo asambleas ciudadanas para hablar de diversos problemas sociales.
En este sentido, el ex candidato presidencial en 2006 y 2012, manifestó que MORENA no tiene la necesidad de coaligarse con otras fuerzas políticas después de los resultados favorables obtenidos el pasado 7 de junio para renovar diputados federales.
López Obrador afirmó que MORENA tiene una obligación para futuras elecciones, principalmente en 2018, que consiste en hacer una alianza con los ciudadanos quienes pueden “salvar al pueblo” de los actos de corrupción cometidos por el PRI en esta parte del sexenio federal.
Asimismo, puntualizó que MORENA está en la disposición de recibir a otros militantes de otros partidos, siempre y cuando no vean a esta fuerza política como una “agencia de colocación” para obtener nuevos cargos de elección popular.
Sobre el proceso local que se vivirá en Puebla en 2016, López Obrador dijo que se tienen las condiciones para hacer frente a la estructura política del PRI y PAN para ganar en ese año la gubernatura del estado que por única ocasión durará un año 8 meses.