* El Presidente de la Republica se reuniò con miembros de la ANUR

El Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, se reunió, en la Residencia Oficial de Los Pinos, con miembros de la Asociación Nacional de Usuarios de Riego (ANUR), con quienes dialogó sobre las acciones y las políticas públicas que esta Administración ha implementado para asegurar un mejor uso del agua en el país.

Refirió que “más del 76 por ciento del agua que se consume en el país es para el sector agrícola, es para producir alimentos que consumen los mexicanos y que exportamos al mundo”.

El Primer Mandatario subrayó que en esta Administración se han enfrentado retos y desafíos, “pero también, hay que decirlo, hemos corrido con buena suerte por las lluvias que hemos tenido en prácticamente los seis años”. Estos años, agregó, “han sido de buenas lluvias, y a veces un poco más”.

Añadió que se han dedicado importantes recursos para ampliar nuestra capacidad de almacenamiento de agua. “Se han realizado más de dos mil 400 obras para el almacenamiento, con capacidad de 42 millones de metros cúbicos. Se han realizado más de mil 300 obras de captación de agua de lluvia con capacidad para 20 millones de metros cúbicos”.

Indicó que, además, “hemos aplicado recursos para la tecnificación y la mecanización del campo mexicano. Hemos tecnificado el campo, dijo, “porque es la mejor manera de optimizar el uso del agua, y de hecho hemos superado la meta que originalmente nos trazamos y que está en el Plan Nacional de Desarrollo”.

“Habremos de llegar a 610 mil hectáreas. Esto será entre 27 y 28 por ciento más de la meta que nos trazamos, y eso nos ha permitido ahorrar hoy 22 por ciento del agua que se empleaba para producir alimentos en el país. Gracias a las políticas de tecnificación de las áreas de cultivo que hay en el país, hoy utilizamos menos agua para lograr una mayor producción agrícola”, resaltó.

El Titular del Ejecutivo Federal señaló que “México, sin duda, es un país que está en un proceso de transformación, y que además se ha convertido en una potencia agroalimentaria: somos el séptimo país con mayor zona de cultivo en el mundo; somos ya el doceavo país que más exporta alimentos al mundo; somos el décimo productor de alimentos en el mundo”.

“Y esto no es menor. Podrá haber otros países más grandes en territorio, podrá haber otros países con mayor desarrollo, pero México auténticamente se está convirtiendo y consolidando como una potencia agroalimentaria”, mencionó.

Puntualizó que en esa materia “pasamos de ser un país deficitario a ser un país superavitario, lo cual no ocurría hace más de 30 años, y apenas hace tres años rompimos esta barrera y son hoy más los alimentos que exportamos al mundo que los que importamos”.

Afirmó que ello “debe enorgullecernos a los mexicanos, porque esos son los avances y logros que como país hemos venido teniendo en este sector, el hidroagrícola, porque van de la mano, el agua es para la producción de alimentos, y sin producción de alimentos el sector agropecuario tampoco avanza ni crece, ni tiene dinamismo”.

El Presidente Peña Nieto dijo que, de igual manera, “hemos logrado ampliar los volúmenes de agua residual tratada, para ser reutilizada. En 2012 se trataba apenas el 47 por ciento del agua; hoy ya se trata, especialmente gracias a la planta de Atotonilco, que es la más grande de América Latina, el 64 por ciento de las aguas residuales”.

“Es un paso importante, porque nos permite seguir logrando una mayor optimización de este recurso vital”, indicó.

En el evento, el Primer Mandatario dijo: “estoy cierto, y lo que sí anuncio, es la reasignación que hará CONAGUA, que ya lo tenemos definido, para que no sólo sean los 300 que se habían comprometido, sino sean 200 millones de pesos más, precisamente para los proyectos que, junto con la ANUR, se han venido impulsando”.

Destacó que en esta Administración se ha logrado crecimiento económico, generación de empleo y se ha cuidado la estabilidad económica. “No cuidar la estabilidad económica no sólo es poner en aprietos a los gobiernos en materia de recursos, es poner auténticamente en aprietos las necesidades de las familias; es poner en aprietos el patrimonio de las familias. Eso es lo que provoca, realmente, un escenario de inestabilidad”.

“Yo creo que están sentadas las bases para que sigamos creciendo, para que sigamos teniendo desarrollo, para que al país le siga yendo muy bien, y se sigan encontrando condiciones de mayor bienestar para las familias mexicanas”, refirió.