• Especialmente hacia mujeres migrantes y las indígenas.

Al concluir el pasado 24 de marzo, el 61º período de sesiones de la Comisión sobre la Condición Jurídica y Social de la Mujer (CSW) de las Naciones Unidas, en cuyo marco los países participantes adoptaron el documento de Conclusiones Acordadas sobre el tema “Las mujeres en el mundo laboral cambiante”.

La delegación de México que participó en la CSW estuvo encabezada por la Presidenta del Instituto Nacional de las Mujeres (INMUJERES), Lorena Cruz, y por el Representante Permanente de México ante las Naciones Unidas, Embajador Juan José Gómez Camacho. También participaron la titular de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), Nuvia Mayorga Delgado, funcionarios de la Secretaría de Relaciones Exteriores, de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), del INMUJERES y del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), así como legisladoras y representantes de diversas organizaciones de la sociedad civil.

Durante su participación en la CSW, México impulsó activamente la adopción de las conclusiones acordadas y, en particular, la inclusión de las contribuciones positivas de las mujeres trabajadoras migrantes en todos los sectores, particularmente en lo que se refiere al trabajo de cuidados y doméstico. En ese marco, México abogó por hacer frente a la discriminación en contra de los migrantes, incluyendo mediante el rechazo a discursos o medidas que tienden a estigmatizarlos, y que exacerban las condiciones de vulnerabilidad en las que se encuentran en particular las mujeres y las niñas migrantes.

Asimismo, se promovieron temas cruciales de la agenda nacional para el adelanto de las mujeres y niñas, en línea con los compromisos internacionales de nuestro país, tales como el combate a las formas múltiples e intersectoriales de discriminación que enfrentan las mujeres y las niñas a lo largo de su vida, en especial, las migrantes y las indígenas; la necesidad de garantizar los derechos económicos de las mujeres; la producción de estadísticas e indicadores con perspectiva de género; el acceso a servicios de salud sexual y a los derechos reproductivos; entre otros.

Por su parte, la titular del INMUJERES formalizó la Presentación Nacional Voluntaria de México, en la que se expusieron los avances y retos de la implementación de los Objetivos de Desarrollo del Milenio para las mujeres y las niñas a nivel nacional, además de ratificarse el compromiso con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. Por último, México organizó un evento paralelo sobre “Estadísticas para la igualdad: un requisito para el progreso y el desarrollo sustentable”, en el que se destacó el liderazgo mexicano en la materia.

Cabe señalar que la CSW es el foro multilateral de mayor importancia en los temas relacionados con la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres. Este año, la Comisión revisó los desafíos y logros en la aplicación de los Objetivos de Desarrollo del Milenio para las mujeres y las niñas, así como el empoderamiento de las mujeres indígenas.