El Tricolor perdió 1-0

Con gol de Adams Tyler, Estados Unidos derrotó 1-0 a la Selección Nacional de México, en el partido de preparación celebrado en el estadio Nissan de Nashville, Tennessee.

El combinado nacional regresará a la acción los días 11 y 16 de octubre en lo que será la penúltima Fecha FIFA del año 2018.

El primer aviso a territorio azteca llegó al minuto tres de acción. Mckennie sacó un centro por la pradera derecha y Zardes conectó de cabeza; pero el balón se fue por un costado de la valla custodiada por Hugo González.

Al 15´, los pupilos de Ricardo Ferretti se quedaron cerca de perforar la portería norteamericana. Tras la ejecución de un tiro de esquina de Roberto Alvarado, el balón le quedó a modo a Edson Álvarez quien conectó de cabeza; sin embargo, Steffen desvió a una mano, ahogando el grito de gol de la afición que se dio cita en Nashville.

En el 36´, el volante de las Águilas del América, Diego Lainez desbordó por la banda derecha, quitándose la marca de la zaga norteamericana; pero Roberto Alvarado no pudo conectar de gran manera, quedándose la de gajos en las manos del guardameta estadounidense.

En el ocaso del primer lapso, el conjunto de las barras y las estrellas, le robó la bola a la zaga mexicana y Tim Weah sacó un disparo potente que fue atajado por Hugo González en dos tiempos.

Para el complemento, Estados Unidos equilibró la balanza y comenzó a ser asiduo en el área mexicana; sin embargo, Hugo González estuvo atento ante el embate del contrincante y evitó la caída de su portería.

Al minuto 70, los locales aprovecharon el hombre de más que tuvieron en la cancha, luego de la expulsión de Ángel Zaldívar, para irse al frente en el marcador. Robinson sacó un centro raso por la banda izquierda y Adams Tyler entró sólo al área para fusilar a Hugo González que nada pudo hacer.

México no bajó los brazos y siguió insistiendo tratando de emparejar la pizarra. Erick Aguirre mandó un excelente servicio; sin embargo, Elías Hernández puso la bola por encima de la portería norteamericana. No hubo tiempo para más y el Tricolor cayó en Nashville.