Luchar contra el machismo nos dignifica como sociedad, por ello el Gobierno de la República mantiene como eje primordial la perspectiva de género en todas sus políticas públicas, aseguró hoy el Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong. “Solo con justicia se levantan los cimientos de una convivencia igualitaria”, destacó.

Al inaugurar el Seminario Centros de Justicia para las Mujeres, Éxito y Desafíos para la Atención Integral y la Garantía del Acceso a la Justicia de las Mujeres Mexicanas, subrayó que la violencia de género es una de las transgresiones a los derechos humanos más recurrentes y arraigadas mundialmente.

En ese sentido, agregó que el 60 por ciento de las mexicanas mayores de 15 años han sufrido alguna de sus manifestaciones al ser acosadas u hostigadas en espacios públicos, así como al recibir maltrato y discriminación.

En el salón Revolución de esta dependencia, el Secretario Osorio Chong resaltó que los feminicidios son la versión extrema de las agresiones físicas y emocionales que tienen el agravante del silencio y la invisibilidad en que se manifiestan muchos de estos casos. “Cinco de cada 10 mujeres no le cuentan a nadie lo que sufre y ocho de cada 10 jamás denuncia; esto no lo podemos tolerar”, precisó.

Esta Administración, informó, trabaja como nunca en favor de la igualdad y de una vida libre de violencia para las mujeres. Ejemplo de ello es que se ha implementado un Programa Nacional que ha respaldado a más de 16 millones de mexicanas, acompañado de un presupuesto histórico para estas acciones. Detrás de esta cifra, añadió, hay historias de vida de mujeres que han dejado atrás el ciclo de la violencia para salir adelante, gracias a la labor permanente que se realiza los Centros de Justicia.

Los 38 Centros, ubicados en 26 entidades federativas, son reconocidos internacionalmente como una de las políticas públicas más exitosas en el combate a la violencia de género, insistió. Más de 420 mil mujeres han encontrado atención, espacio y respaldo en estos espacios para que las agresiones sufridas no queden impunes, recalcó. “Los Centros de Justicia suman los esfuerzos de sociedad y gobierno para actuar por un mismo objetivo: el derecho a una vida digna y libre de violencia”, comentó.

Otra iniciativa que ha funcionado, recalcó, es la línea 01800-Háblalo, que ha atendido más de 66 mil llamadas de orientación y apoyo oportuno.

El titular de esta dependencia indicó que este Seminario representa un esfuerzo por avanzar en esta materia porque el empoderamiento no se construye de manera aislada, sino es una obra colectiva que exige corresponsabilidad y trabajo en equipo que requiere la participación de mujeres y hombres por igual.