• Robó en el domicilio de un comerciante; sus cómplices lograron escapar pero él no corrió con la misma suerte.
• Lo vapulearon, amarraron a un poste junto al “reloj” y lo mataron, por si fuera poco le metieron dos balazos.

Odilón Larios Nava.- Un ladrón fue capturado por la mañana en Los Reyes de Juárez, en la Segunda Sección. Junto con cinco ladrones más habían ingresado a robar a la casa de un comerciante del lugar. Los pobladores se percataron y llegaron a auxiliar a la familia, cinco de los delincuentes lograron escapar, pero uno fue capturado y linchado en el lugar, su cadáver quedó amarrado en un poste junto al reloj del lugar. Los pobladores después le prendieron fuego a la camioneta en que viajaba, se dijo que al menos cinco de sus cómplices lograron escapar.
Fue alrededor de las nueve de la mañana cuando la banda de delincuentes llegó para hacer de las suyas en esa comunidad. Los ladrones ingresaron a robar al domicilio de un comerciante. Una mujer se habría percatado del robo y habría ido a dar aviso a los policías que se encontraban abanderando cerca de ahí, en el frente de una escuela.
Por ello es que se movilizaron rápidamente, pero también lo hizo la gente. A uno de los ladrones, de aproximadamente 23 años de edad, lo capturaron.
Los otros delincuentes habrían podido escapar robando una camioneta y un taxi local. Durante la huida le dispararon a un motociclista, presuntamente pretendían robarle la moto para escapar, ese hombre recibió un balazo en la tibia y peroné, fue atendido por paramédicos de Cruz Ámbar Acatzingo y llevado al hospital de Tecamachalco. Este hombre herido por los delincuentes responde al nombre de Rubén B. B., y cuenta con 21 años de edad, su estado de salud fue considerado como estable y no pone en riesgo su vida.
El ladrón capturado por los pobladores fue vapuleado, le dieron con palos, tubos y piedras. Trascendió que el ladrón podría ser originario y vecino de San Martín Texmelucan. Lo llevaban amarrado a la presidencia para exponerlo en la vía pública. Sin embargo más pobladores comenzaron a acercarse, hasta que se formó una horda de pobladores exaltados, todos los cuales clamaban por hacer justicia por propia mano.
Así es como comenzaron a golpearlo nuevamente y lo amarraron a un poste, el presunto ladrón fue golpeado con palos, con piedras y tubos. La gente no dejó que los policías intervinieran para salvar al hombre.
Tras la golpiza, según reportes policiales, los pobladores habrían disparado contra el hombre y así habría sido privado de la vida. Estas versiones también indicaron que la gente incendió la camioneta en que supuestamente viajaba el presunto delincuente donde supuestamente transportaba dinero en efectivo, cascos de motociclistas, llaves de diversos autos y droga.
La gente estaba enardecida y no dejaba ingresar a la comunidad a las autoridades estatales. Fue hasta después de negociar con el delegado de gobernación que permitieron que los agentes ministeriales ingresaran a realizar las diligencias del levantamiento del cadáver para iniciar las investigaciones del caso.
El occiso se encuentra en calidad de desconocido, sólo se dijo que se trataba de un varón de aproximadamente 23 años de edad.