• Se concreta un avance jurídico clave, que establece condiciones favorables para el crecimiento económico y la generación de empleo, expresó.

Al promulgar hoy la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios, el Presidente de la República, Enrique Peña Nieto, aseguró que con esta nueva legislación “México, sin duda, da un paso muy importante en favor de finanzas públicas sanas y de la solidez de nuestra economía”.

“Con este nuevo ordenamiento, el país reafirma su compromiso con la estabilidad macroeconómica y el manejo responsable de sus haciendas públicas”, subrayó.

En el evento, realizado en el Patio de Honor del Palacio Nacional, el Primer Mandatario explicó que al inicio de su Administración “advertimos un acelerado aumento en la deuda de algunas entidades y municipios. Por ejemplo, durante el periodo 2008 a 2013, su crecimiento promedio real fue de 14.5 por ciento anual”.

El Presidente Peña Nieto destacó que, con la nueva Ley, y con las reformas a la Ley de Coordinación Fiscal, a la ahora Ley Federal de Deuda Pública y a la Ley General de Contabilidad Gubernamental que también hoy se promulgan, “el Estado Mexicano tiene nuevos y mejores instrumentos para asegurar finanzas públicas sanas, y con ello procurar la estabilidad macroeconómica del país”.

“Hoy concretamos un avance jurídico importante, relevante y clave, que establece condiciones favorables para el crecimiento económico y la generación de empleo, porque a fin de cuentas la estabilidad es condición indispensable para que México siga avanzando de manera positiva y con paso firme”, añadió.

El Titular del Ejecutivo Federal dijo que la nueva Ley tiene dos objetivos: “reducir el costo de financiamiento a los gobiernos locales responsables, es decir, que tengan acceso a crédito más barato; y moderar el endeudamiento, fomentando la disciplina financiera de estados y municipios”.

El Primer Mandatario expresó su reconocimiento a los integrantes del Poder Legislativo, a los Mandatarios estatales, al Jefe de Gobierno y a las autoridades municipales “por respaldar y enriquecer esta iniciativa, que es resultado del trabajo conjunto y coordinado”.

En particular, celebró que los legisladores hayan enriquecido esta iniciativa en puntos tan relevantes como: Los requisitos para la contratación de deuda pública; La definición del concepto de inversión pública productiva; La creación de un fondo de desastres naturales por entidad federativa; y La modificación del Techo de Financiamiento Neto, en función del nivel de endeudamiento y las capacidades financieras de los entes públicos.

“Se trata de aportaciones fundamentales que contribuyen a la estabilidad financiera de México”, destacó.