• El cuerpo fue encontrado encobijado en el Periférico Ecológico y la 14 Sur.

Odilón Larios Nava. – Causó estupor el hecho de que el cadáver en cobijado hallado el domingo en el Periférico y la 14 Sur resultara ser un niño de 12 años. Esta situación ha estremecido a propios y extraños en Puebla, incluso a autoridades policiales. Se desconoce cuál es el móvil de este infanticidio.
Como este diario lo informó oportunamente el domingo fue localizado un cadáver encobijado con el rostro cubierto con una bolsa de plástico color negro. Se dijo que podría tratarse de un menor de edad, pero lo que resultó ser conmovió incluso a las autoridades policiales, pues se trata de un niño de 12 años.
El pequeño fue identificado como Marco Antonio, quien tenía su domicilio relativamente cerca del lugar en donde fue localizado su cadáver. Este lunes su cadáver fue entregado a sus familiares y llevado hasta el lugar donde fue velado.
Se desconoce el móvil de este infanticidio, aunque en un inicio se dijo que el cuerpo presentaba un impacto de bala en la cabeza, posteriormente se indicó que se trató de un golpe el que lo habría privado de la vida.
La Fiscalía General del Estado (FGE) por medio de la Agencia Especializada en Investigación de Homicidios lleva a cabo las investigaciones de este caso que sin duda ha conmovido a la sociedad poblana.