+El Rector Alfonso Esparza inauguró un edificio de cuatro niveles y colocó la primera piedra de una cancha de usos múltiples en Zacatlán

Con el objetivo de acercar los beneficios de la educación superior a los jóvenes del estado, mediante el fortalecimiento de los campus regionales, el Rector Alfonso Esparza Ortiz inauguró un edificio de cuatro niveles con aulas, talleres, laboratorios, biblioteca y otros espacios académicos en el Complejo Regional Norte, sede Zacatlán. Así también, en Chignahuapan colocó la primera piedra de lo que será la Sala de Juicios Orales, la cual beneficiará a los estudiantes de Derecho de esta comunidad y de Huauchinango.
“La iniciativa de convertir en unidades académicas los complejos regionales está rindiendo frutos. Estamos seguros que fue una adecuada decisión, puesto que la oferta educativa distribuida en las diferentes sedes, con oferta en preparatoria y licenciatura, brinda oportunidades de estudio a los jóvenes, a pocos kilómetros de distancia de sus hogares, aseguró el Rector de la BUAP.
Por ello, precisó, “vamos a seguir mejorando la infraestructura en las sedes ubicadas al interior del estado, con espacios académicos, deportivos y culturales adecuados a sus necesidades. Ese es el compromiso de la Universidad, la cual está para hacer actos de responsabilidad social y generar progreso”.
Durante esta gira de trabajo por el Complejo Regional Norte, el Rector Esparza también dio inicio a la construcción de una cancha techada de usos múltiples para los estudiantes de Zacatlán, donde el alcalde Marcos Flores Morales le hizo entrega simbólica de las llaves del Centro Cívico Cultural de este municipio. “Lo estimo y valoro. Le aseguro que seguiremos trabajando siempre a favor de nuestros estudiantes y sus familias”, comentó tras recibir el reconocimiento con el cual se le confiere a la BUAP la propiedad de este espacio.
Tras develar la placa inaugural del edificio ZACA 3, en Zacatlán, Esparza Ortiz destacó que de esta forma se cumple con la palabra comprometida de asegurar procesos educativos de calidad, pertinentes y en las mismas condiciones de los de la capital del estado, a fin de generar más oportunidades de desarrollo a los jóvenes serranos, sin que implique abandonar sus lugares de origen.
El ZACA 3 cuenta con aulas, talleres, laboratorio de idiomas, sala de cómputo, biblioteca, cubículos para profesores y áreas de servicio, todo debidamente equipado para asegurar la formación de calidad. Asimismo, tiene capacidad para albergar a estudiantes de otras carreras, además del bachillerato universitario en este municipio, cuya matrícula va en aumento. Este inmueble “ejemplo de modernidad” atenderá las necesidades de infraestructura de la recién ofertada Licenciatura en Arquitectura.

En su intervención, Marcos Flores Morales reconoció la visión del Rector Alfonso Esparza Ortiz para lograr el crecimiento de la infraestructura educativa y la formación integral de sus estudiantes, no sólo de la capital poblana, sino también del interior del estado. Un ejemplo de ello –dijo- es el Complejo Regional Norte.
En 16 años, es la primera vez que hay un crecimiento significativo en infraestructura y oferta educativa
En la sede Chignahuapan, tras colocar la primera piedra de la Sala de Juicios Orales -obra que impactará directamente a 203 alumnos de Derecho de esta comunidad y a 204 de Huauchinango-, Esparza Ortiz acompañó al edil del municipio, Juan Enrique Rivera Reyes, en la inauguración de la calle Romero Vargas, que beneficia al campus de la BUAP y a la comunidad escolar vecina.
Ahí, sostuvo que la suma de esfuerzos con autoridades de los distintos órdenes de gobierno beneficia de forma directa a la juventud poblana: “Agradezco el apoyo del Ayuntamiento para la construcción de este espacio, ya que es una muestra de lo que se puede lograr si trabajamos en conjunto, mejorar la infraestructura educativa a favor de nuestra comunidad”.
En ese sentido, reconoció la colaboración de José Lorenzo Rivera Sosa, diputado federal por el Distrito II con cabecera en Zacatlán, quien fue representado en este acto por Lorenzo Rivera Nava, así como de la diputada local por el Distrito III, Martha Gabriela Gómez Maldonado, quienes se han sumado a los esfuerzos de la BUAP y las alcaldías por afianzar el proyecto de regionalización universitaria, “sin precedente en estas comunidades”, refirió Esparza.
Tras mencionar que con esta calle pavimentada con concreto hidráulico –cuya inversión es cercana al millón y medio de pesos- se beneficiará a más de 900 estudiantes y 300 vecinos, el alcalde Rivera Reyes agradeció el compromiso del Rector Esparza con esta sede regional, pues a lo largo de 16 años es la primera vez que se nota un crecimiento significativo en infraestructura y en la ampliación de su oferta educativa, con la apertura de una preparatoria en este ciclo escolar.
De igual manera, Felipe Burgos Morales, director del Complejo Regional Norte -conformado por las sedes regionales de Huauchinango, Zacatlán, Tetela de Ocampo y Chignahuapan-, agradeció al Rector y al gobierno del municipio su interés por construir la Sala de Juicios Orales y afirmó que este espacio permitirá el ejercicio y práctica profesional de los jóvenes de Derecho de este complejo: “Me queda claro que sumando los esfuerzos en beneficio de la comunidad estudiantil y de la población en general se logran cosas muy importantes”.
Subrayó que con el proyecto de transformación de los campus regionales en complejos regionales, la BUAP es hoy “una universidad moderna, incluyente y flexible”. Puntualizó que las regiones del estado se han beneficiado con la llegada de más oferta educativa, pues los complejos regionales contribuyen al desarrollo socioeconómico y a la vinculación de los municipios.