Por Jesús Lemus/Puebla

La dirigente de Alternativa Democrática Nacional (ADN) del PRD, Roxana Luna, urgió que el gobierno estatal integre las carpetas de investigación en contra de ex funcionarios públicos que de cierta manera han burlado la ley para cometer diversas anomalías.
En el encuentro con los medios de comunicación, la perredista puntualizó que el juez del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), Gabriel González Alegría; el ex director del C5, Silvestre Aníbal y del ex alcalde de Palmar de Bravo, Pablo Morales, deben recibir las sanciones por los abusos de autoridad que cometieron.
Sentenció que la Fiscalía General del Estado (FGE) tiene un plazo de 15 para integrar las respectivas carpetas de investigación, de lo contrario ADN presentará las denuncias correspondientes en contra de los personajes antes citados.
Consideró que también deben aplicarse las pruebas de confianza a las personas que se encuentran en el rango del tercer nivel de las áreas de seguridad, para evitar que también cometan delitos y bajo el escudo de sus cargos, puedan burlar la ley para ser sancionados.
“Con el simple hecho de que los corran no es suficiente, por ello decimos que estas autoridades que fueron involucradas en diversos hechos, se les inicien las investigaciones correspondientes y alcanzar en su momento las sanciones correspondientes”, mencionó.
Cabré recordar que el Juez del TSJ, Gabriel González Alegría, presuntamente abusó de su cargo para imponer una multa de 500 mil pesos a la persona que le arrancó la oreja de una mordida tras un conflicto en un restaurante de la ciudad de Puebla.
Por otro lado, Pablo Ugalde, ex alcalde de Palmar de Bravo, fue detenido por la PGR tras sus nexos con el delito del huachicol, mientras que Silvestre Aníbal, fue director del C5 y renunció al cargo luego de que su hijo se viera involucrado en el delito de secuestro.