• La principal línea de investigación sugiere que la mujer descubrió una relación extramarital de su esposo con la hoy occisa.

Odilón Larios Nava.- La principal línea de investigación que siguen las autoridades ministeriales en torno al homicidio de Noemí Guadalupe Vergara Espinoza, de 20 años de edad, señala como sospechosa a una mujer. Se presume que la hoy occisa mantenía una relación sentimental con un médico y que la esposa de éste habría descubierto la infidelidad, por lo que esa dama, también médico de profesión, es la principal sospechosa.
Como se dio a conocer en este espacio informativo, el cadáver fue hallado la semana pasada en la comunidad de San Juan Vallarta, en el municipio de Huaquechula.
Versiones extraoficiales dadas a conocer a este diario indicaron que la joven mujer, hoy occisa, mantenía una relación sentimental con un hombre casado, de ocupación médico, el cual es casado.
Siguiendo con estas versiones de las cuales tienen conocimiento las autoridades, la esposa del médico descubrió la infidelidad y por ello habría buscado a Noemí. Se presume que ella fue la última persona que la vio con vida y por ello se sospecha que podría ser la autora material del crimen.
Como se informó en este diario el cadáver fue hallado en terrenos de Vallarta, estaba parcialmente devorado por la fauna y su victimario le habría prendido fuego, por lo que fue difícil distinguir en un primer momento que se tratara de una joven mujer.
Aunque no se descartan otras hipótesis de investigación, la principal línea que siguen las autoridades es la de una venganza de carácter pasional, en este caso una pugna por el amor de un hombre.