• Un grupo de choque, con gente armada, intentó desalojar a las 90 familias que ahí habitan y éstas le hicieron frente.
• La Fiscalía General del Estado informó en su cuenta de Twitter que se trató de un hecho entre civiles, es decir descartó que el desalojo estuviera encabezado por alguna autoridad.

Odilón Larios Nava.- Un enfrentamiento entre un grupo armado de golpeadores y familias que habitan el fraccionamiento Villas Periférico, provocó una intensa movilización policial en el Periférico Ecológico a la altura de la 24 Sur. El grupo de choque intentó desalojar a las 90 familias que viven en esos departamentos.
Las familias se organizaron y combatieron a dicho grupo de personas, logrando hacerlos huir, pero 17 de los supuestos agresores fueron detenidos y se encuentran a disposición de la Fiscalía General del Estado (FGE).

FAMILIAS FUERON DEFAUDADAS POR SUPUESTAS FUNDACIONES

La explicación que dieron las familias que habitan en ese fraccionamiento es que son de escasos recursos y fueron víctimas de un fraude. En meses pasados fueron buscados por Ana Lilia Méndez Prado y Christopher Encinas Barbizan, quienes son los representantes de las fundaciones Sopita de Letras, y Trabajo y Pasión por México, respectivamente.
Los supuestos representantes de dichas fundaciones ofrecieron a las familias ser beneficiarios de un supuesto programa federal por medio del cual podrían adquirir un departamento valuado en 400 mil pesos. Por medio de los apoyos que ofrecían las supuestas fundaciones, los interesados debían dar un pago inicial de entre 20 y 25 mil pesos, después irían pagando hasta completar la suma de 150 mil pesos, el resto del costo de los departamentos lo pagarían por medio de los apoyos federales que supuestamente llevaban. Así es como después de ese pago inicial las 90 familias tomaron posesión de los inmuebles.
Sin embargo semanas después comenzaron los reclamos, pues señalan que Carlos Hugo López Chargoy se ostenta como propietario de esos edificios. Las personas afirman que hasta el momento no ha podido demostrar que efectivamente él es el dueño de ese desarrollo de vivienda.
Con esos antecedentes este jueves antes de las 18:00 horas, un grupo de personas calificadas por las familias que viven en el lugar como “golpeadores”, presumiblemente armados y algunos de ellos ostentándose como agentes federales y ministeriales, llegaron al lugar para pretender realizar el desalojo de las familias, también llevaron camiones de mudanzas.
Las familias se organizaron e hicieron frente al grupo de golpeadores armados y así es como lograron echarlos, al punto que el abogado que los encabezaba tuvo que derribar con su camioneta la reja de acceso al lugar. Después lo bajaron de forma violenta y le propinaron una golpiza que casi dejó al abogado, y a sus acompañantes inconscientes.
En total, 17 de los supuestos integrantes del grupo de choque fueron detenidos por elementos de las diferentes corporaciones policiales que llegaron al lugar cuando fueron notificados del enfrentamiento que allí se registraba. Estos detenidos se encuentran a disposición de la Fiscalía pero hasta el cierre de esta edición se desconocía por qué cargos.
Cabe señalar que por medio de sus cuentas oficiales de Twitter la Fiscalía General del Estado informó que el enfrentamiento había sido entre dos grupos de civiles, por lo que descartó de esa manera que el desalojo hubiera estado encabezado por alguna autoridad y por lo tanto se descartó que fuera lícito.
Las familias que se dijeron defraudadas por las fundaciones ya mencionadas acusaron que sufrieron robo de sus pertenencias, golpes, amenazas de muerte y uno de ellos recibió un machetazo en la mano. Aseguraron que interpondrán las denuncias correspondientes en contra de quienes resulten responsables.

INFORME DE ANTORCHA CAMPESINA:

Policías golpean a antorchistas y universitarios en la ciudad de Puebla

Puebla, Puebla. La tarde de este viernes, un grupo de 40 policías estatales y municipales golpearon e intentaron llevarse detenidos un grupo de jóvenes antorchistas y universitarios de la BUAP, luego de que éstos defendieran a una familia que era desalojada en la colonia María Auxiliadora, de la junta auxiliar San Francisco Totimehuacán, en la zona suroriente de la capital.
Sin presentar orden de desalojo ni documentos que avalaran el operativo de desalojo de la familia, los policías llegaron en ocho patrullas y portando armas largas, lanzando gases lacrimógenos, golpeando a la familia e insultándola, por lo que los agredidos solicitaron de inmediato el apoyo de la organización para impedir el desalojo ilegal.
Hasta el momento hay 10 antorchistas heridos, entre ellos el líder de la organización en el Distrito 12 de Puebla, Samuel Cosme Calixto, a quien los policías intentaron llevarse detenido.
Samuel Cosme fue detenido, esposado y subido a una patrulla, junto a varios universitarios, pero finalmente fueron liberados, porque se trataba de una acción ilegal que no se sustentaba con nada.
“Es una acción completamente ilegal contra una familia que tiene los documentos que avalan que la propiedad es suya”, afirmó Cosme Calixto.
La policía estatal y municipal montan este tipo de operativos contra la ciudadanía, peor que si fueran a cazar delincuentes, sostuvo.
“Llegaron apuntándonos con sus armas como si fuéramos criminales. Se negaron a hablar con nosotros, se negaron a escuchar las razones de la familia a la que querían desalojar. Llegaron a golpear a la ciudadanía indefensa, por eso tenemos a 10 compañeros heridos”, denunció.
“Ésta es la policía de Luis Banck Serrato, alcalde de Puebla, y del gobierno de Puebla, una policía que se dedica golpear ciudadanos, que abusa de su poder, que abusa porque tiene armas y se siente protegida por el gobierno”, dijo.
Quienes ordenaron el desalojo de la familia son una mafia que primero vende los inmuebles y después solicita un juicio de anulación para cometer fraudes, enriquecerse, y dejar a las familias en la calle.
El desalojo no se llevó a cabo y los policías se retiraron cuando más antorchistas comenzaron a llegar en auxilio de sus compañeros.