• Portaba una credencial de elector lo que permitió identificarlo como un hombre de 62 años de edad.

Odilón Larios Nava.- Gracias a una credencial de elector hallada entre sus ropas, fue identificado el hombre hallado muerto en el río Alseseca, en la colonia El Chamizal. Se trata de un masculino de 62 años de edad, el cuerpo no presentaba signos de violencia por lo que se presume que murió arrastrado por la corriente.
El hoy occiso fue identificado como José Domingo Francisco Hernández Rivera, de 62 años de edad. El cadáver, según precisaron fuentes oficiales, no presentó huellas de violencia, por lo que se robustece la teoría de que el hombre pudo morir arrastrado por la corriente.
Como se informó en este diario, algunos vecinos avisaron desde el pasado domingo por la tarde que en la 40 Norte a la altura de la calle Juan de Palafox en la colonia El Chamiza, en el cauce del río, atorado en una de las piedras estaba un cadáver. Las autoridades al ir a verificar dijeron no haber encontrado nada.
El día lunes por la mañana, nuevamente uno de los vecinos reportó, esta vez el reporte era más preciso, señalaba que el nivel del agua del río había descendido y que el cadáver era plenamente visible. Nuevamente las autoridades no encontraron nada.
Pero un reportero y un vecino del lugar descendieron hasta el río y de esta manera se confirmó que ahí había un cuerpo en avanzado estado de descomposición, efectivamente una piedra lo había detenido y mantenía atorado en el sitio.
Una vez que se corroboró lo anterior, se dio parte a las autoridades. Finalmente llegaron los Agentes Estatales de Investigación para efectuar las diligencias del levantamiento del cadáver e iniciaron las actuaciones de rigor. Durante la revisión de las ropas del occiso, se encontró una credencial de elector por medio de la cual se pudo conocer su identidad.
Por este deceso las autoridades iniciaron la carpeta de investigación 1461/2016 de la Zona Centro. El cadáver no presentaba huellas de violencia y las lesiones que se le observaban eran propias del arrastre de la corriente, según señaló la Fiscalía General del Estado.