• Los auxiliares evitaron que los chupaductos volvieran a abrir una toma clandestina.

Odilón Larios Nava.- A balazos fueron recibidos siete policías auxiliares de Chachapa, cuando acudieron a atender una llamada anónima que les indicaba que había chupaductos operando en terrenos ubicados entre los fraccionamiento Destello 1 y Destello 2. Los maleantes al ver la patrulla de los auxiliares abrieron fuego con sus escopetas, los auxiliares aguantaron el embiste y pidieron refuerzos.
Ningún uniformado resultó lesionado, pero desgraciadamente los maleantes lograron escapar. Los huachicoleroes estaban trabajando en la colocación de una nueva toma clandestina en el lugar, el mismo sitio en donde personal de Petróleos Mexicanos (Pemex) ha sellado tomas clandestinas en el pasado.
Los hechos ocurrieron alrededor de las 23:50 horas del lunes, cuando la policía auxiliar de Chachapa, recibió una llamada anónima de los vecinos de los fraccionamientos Destello 1 y Destello 2, quienes indicaban que en la zona en donde se han presentado derrames de combustible, enfrentamientos y camionetas incendiadas con contenedores de hidrocarburo, se encontraban varios chupaductos operando.
De inmediato, la policía auxiliar de Chachapa abordó la patrulla y siete elementos, entre ellos el comandante, acudieron al lugar que mencionaba la llamada anónima de los vecinos.
Cuando arribaron fueron recibidos a balazos, por lo que tuvieron que tirarse pecho a tierra, al tiempo que solicitaban refuerzos vía radio. Aunque Chachapa pertenece al municipio de Amozoc, los uniformados municipales tardaron mucho en llegar.
Los primeros en atender el llamado de auxilio de los auxiliares de Chachapa fueron los policías estatales. Cerca de 15 minutos duraron los disparos contra los auxiliares de chachapa, quienes como pudieron repelieron la agresión y aguantaron a la llegada de los refuerzos.
Cuando la policía estatal arribó, los delincuentes ya habían escapado. En el lugar se hallaron cartuchos percutidos de escopetas calibre 16. También se aseguraron algunos discos tipo esmeril, para abrir tomas clandestina, una llave, una pala, una manguera, entre otros objetos.
De acuerdo con los indicios encontrados los sujetos estaban tratando de instalar una toma clandestina en el lugar, ya habían abierto un hoyo y llegado hasta el ducto. En ese mismo lugar en otras ocasiones Pemex ha clausurado otras tomas clandestinas, es uno de los lugares preferidos de los chupaductos.
Cabe señalar que en lo que va del año, en ese mismo lugar se ha registrado derrame de combustible, quema de camionetas con bidones cargados con hidrocarburo, enfrentamiento de policías auxiliares con chupaductos, por lo que los vecinos están muy atentos y organizados, para evitar riesgos y dar parte a la policía auxiliar apenas se percaten de algo sospechoso.
Afortunadamente para los policías auxiliares de Chachapa, no tuvieron lesionados, sólo la patrulla presentó algunos impactos de bala. Cabe destacar que tampoco hubo delincuentes detenidos.